Los servicios que se prestan en tierra ya no dependerán exclusivamente de Intercargo
Los servicios que se prestan en tierra ya no dependerán exclusivamente de Intercargo

Las empresas aéreas internacionales ya no deberán recurrir exclusivamente a la empresa estatal Intercargo para contar con servicios de rampa, como uso de mangas para el ascenso y descenso de pasajeros o la carga del equipaje y limpieza, entre otros. Hasta el momento, la empresa estatal Intercargo era la única firma autorizada para brindarlos.

A partir de ahora, y por una resolución publicada este martes en el Boletín Oficial, las aerolíneas podrán "autoprestarse" estos servicios. Aunque esa posibilidad estará disponible solo para las líneas aéreas internacionales que cuentan con filiales en la Argentina. Es el caso de Latam, Avianca, Jetsmart y Norwegian, todas extranjeras pero con operaciones propias también en la Argentina.

Los servicios de la compañía Intercargo tienen un costo accesible para los vuelos de cabotaje, pero más elevado para los vuelos internacionales

Los servicios de la compañía Intercargo tienen un costo "accesible" para los vuelos de cabotaje, pero mucho más elevado en el caso de los vuelos internacionales, donde llega a costar hasta cuatro veces más con respecto a otros mercados, según analizaron desde la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac).

La nueva regulación permitirá a las empresas internacionales contar con esos servicios sin tener que recurrir a Intercargo como única opción, tal como ya lo hacen, por ejemplo, Aerolíneas Argentinas y Flybondi, que tienen sus propios equipos. Las empresas internacionales no tenían esa posibilidad, lo que incrementaba sus costos de operar en el mercado argentino.

Aerolíneas Argentinas es una de las empresas que no usan los servicios de Intercargo (Adrián Escandar)
Aerolíneas Argentinas es una de las empresas que no usan los servicios de Intercargo (Adrián Escandar)

Desde la Anac, destacaron que esta resolución les da a las empresas la escala necesaria para comenzar a hacerse cargo de estos servicios terrestres. "Hoy ninguna de estas cuatro empresas se autopresta el servicio porque no tienen un volumen de operaciones que lo requiera. Pero sí tiene más sentido tener tu propio equipo de prestación si podés brindarles el servicio también a los vuelos internacionales del mismo grupo que tocan la Argentina", advirtieron.

La excepción fue American Airlines, que obtuvo una autorización en la década del 90 para poder contar con servicios propios y no depender de Intercargo. "Estamos buscando transparentar el mercado y que haya más opciones y más competencia. Todo redunda en más trabajo, mejores precios y más gente volando", explicaron fuentes de Anac, que advirtieron que un menor costo en servicios de rampa puede redundar en un menor precio de los pasajes.

La excepción es American Airlines, que obtuvo una autorización en la década del 90 para poder contar con servicios propios

"Se paga menos por el servicio pero, al mismo tiempo, se mejora el turn- around, el tiempo que el avión está aterrizado recibiendo esos servicios . Esa cantidad de tiempo que está parado es muy importante, no es lo mismo que dure 25 minutos o una hora. Ayuda a las líneas aéreas a ser más eficientes", agregaron.

Durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, la empresa Intercargo fue protagonista de un conflicto con la compañía chilena Lan, debido a un cambio en el contrato de prestación, lo que aumentó el precio de los servicios. Lan se negó a pagar la diferencia y solicitó operar con su propia empresa de servicios de rampa o terrestres, lo que le fue prohibido y generó cancelaciones de vuelos. Finalmente, la empresa pagó la diferencia exigida y pudo volver a recibir los servicios.

Seguí leyendo: