El Gobierno oficializó los aumentos para las prepagas: será de 4,5% en abril y un 5,5% en mayo

Como suele ocurrir en este tipo de casos, los incrementos deberán anunciarse a los usuarios con al menos 30 días de anticipación

A lo largo del año, las prepagas cuestionaron al Gobierno por no actualizar lo suficiente los precios del servicio.  Walter Silva (fotomontaje) 162
A lo largo del año, las prepagas cuestionaron al Gobierno por no actualizar lo suficiente los precios del servicio.  Walter Silva (fotomontaje) 162

Tal como había adelantado Infobae, el Gobierno autorizó nuevos aumentos en las cuotas de la medicina prepaga que se aplicarán en dos tramos: una primera suba de hasta el 4,5% en abril y una segunda, de hasta el 5,5% en mayo. Así lo confirmó a través de la Resolución 987/2021, publicada este sábado en el Boletín Oficial.

Como suele ocurrir en este tipo de casos, los incrementos deberán anunciarse a los usuarios con al menos 30 días de anticipación, por lo que el primero de estos ajustes impactará recién en la facturación del mes siguiente de forma retroactiva.

La medida había sido adelantada a las empresas del sector el jueves pasado a última hora, pero las firmas esperaban este documento oficial firmado por la ministra de Salud, Carla Vizzotti, ante el temor de que las autoridades volvieran a dar marcha atrás con la actualización en el valor de los planes, como ocurrió en diciembre.

De esta manera, la nueva suba será complementaría a la última que se había autorizado hasta el momento, que fue del 3,5% y comenzó a aplicarse a partir de la cuota correspondiente al mes pasado.

Ese incremento fue más bajo que el del 7% que había otorgado el Poder Ejecutivo en diciembre, el cual nunca se llegó a implementar porque a las pocas horas de haber sido anunciado se canceló “por expresa decisión” del presidente Alberto Fernández, y mucho más inferior al del 10% que reclamaban entonces las empresas del sector.

Puntualmente, las compañías vienen negociando con el Gobierno algún mecanismo de ajuste automático para las cuotas. “Estábamos planteando que las cuotas se pudieran ajustar de acuerdo a los índices salariales, como Ripte, que es un índice que va midiendo los promedios de los aumentos salariales. Proponemos que de acá para adelante haya un ajuste proporcional a los incrementos salariales pero todavía no se ha logrado. Se habló de eso, o también de aumentos de acuerdo a las jubilaciones”, señaló Ricardo Lilloy, presidente de la Cámara de Entidades de Medicina Privada (Cempra).

Las empresas del sector reclaman aumentos automáticos para poder enfrentar los costos en medio de la pandemia (EFE/Michael Reynolds/Archivo)
Las empresas del sector reclaman aumentos automáticos para poder enfrentar los costos en medio de la pandemia (EFE/Michael Reynolds/Archivo)

Entre los considerandos, el Gobierno señaló que la Superintendencia de Servicios de Salud es la encargada de fiscalizar y garantizar “la razonabilidad de las cuotas de los planes prestacionales de las Entidades de Medicina Prepaga”, así como también de autorizar “su aumento”, cuando el mismo “esté fundado en variaciones de la estructura de costos y razonable cálculo actuarial de riesgo”.

En este sentido, precisó que la Cámara de Instituciones Médico Asistenciales de la República Argentina (CIMARA) y la Asociación de Entidades de Medicina Privada (ADEMP) han informado en agosto del año pasado “el impacto que les ha causado el incremento de los costos del sector”.

Además las entidades remarcaron que esta situación se da “en el delicado contexto de atención de la pandemia mundial suscitada a principios de 2020 y que ha demandado esfuerzos inusitados del personal de salud”, por lo que solicitaron una nueva suba que permita “recomponer el financiamiento para afrontar tales costos, a aplicar eventualmente en tramos”.

Por su parte, la Superintendencia de Servicios de Salud reconoció que, con motivo de las medidas adoptadas por el Poder Ejecutivo a lo largo de la pandemia, “se produjo una limitación en la circulación de las personas, con el consecuente impacto en la economía, afectando a las empresas, a las actividades independientes y al empleo, del cual no resultaron ajenos el sistema sanitario y sus actores”.

En este sentido, el organismo explicó que esta situación “se ve reflejada en la recaudación tributaria y, consecuentemente, en los recursos destinados a los Agentes del Seguro de Salud, en momentos en los que este sector resulta clave para minimizar los impactos de la pandemia y brindar la debida atención de sus beneficiarios”.

Por este motivo, “ha realizado en el mes de octubre de 2020 un exhaustivo análisis técnico, a través de cual se han ponderado los distintos costos que constituyen su estructura económico financiera, determinando un ajuste porcentual”.

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online