Luisa Montuschi, experta en legislación laboral: “Al Gobierno le resulta más fácil referirse a la cuarentena que a la situación económica y las perspectivas”

Lo dijo en una entrevista con Infobae la economista también especialista en ética en los negocios y en la función pública. Destacó la preocupación oficial por el cuidado de la salud de los argentinos, pero observó que la salud también depende de la situación económica individual

"El Gobierno tuvo en cuenta que primordial cuidar la salud de los argentinos, pero, al parecer, no tuvo en cuenta que buena parte de la salud está vinculada con el creciente deterioro económico de una parte considerable de la población"
"El Gobierno tuvo en cuenta que primordial cuidar la salud de los argentinos, pero, al parecer, no tuvo en cuenta que buena parte de la salud está vinculada con el creciente deterioro económico de una parte considerable de la población"

La economía atraviesa por una etapa inédita de depresión que el Gobierno atribuye a la llegada de la pandemia del Covid-19, pero cada vez más economistas la atribuyen a la cuarentena interminable, récord mundial, porque al limitar el desplazamiento de las personas, en particular de los trabajadores a través de los medios de transporte público, está provocando no sólo el derrumbe de la actividad productiva y comercial, sino también del empleo y el ingreso nominal habitual.

Y si bien en la mayor parte del planeta se asiste a disminución del PBI y destrucción de empleos por efecto de la crisis pocas veces de concurrencia de limitaciones del lado de la oferta y de la demanda, no sólo muy pocos muestran la magnitud que alcanzó en la Argentina, sino que en muchos de ellos ya comenzó el proceso de rebote, fenómeno que no aparece claro en el caso argentino.

Más aún, porque la nueva coyuntura encontró al Gobierno sin plan económico, el cual lejos de emerger para enfrentar la transición, se lo posterga al punto que el ministro Martín Guzmán ya anticipó que su norte es el Presupuesto del año próximo, el cual por Ley de Administración Financiera Pública deberá presentar al Congreso el 15 de septiembre.

Para analizar las consecuencias de esos temas que aparecen como los que más inquietan a la sociedad en su conjunto, Infobae acudió a Luisa Montuschi, la “Tana”, como la bautizaron sus colegas, fue presidente de la Academia Nacional de Ciencias Económicas (2013-2016); es contadora y doctora en ciencias económicas por la Universidad de Buenos Aires (UBA), y es profesora de la Universidad del Centro de Estudios Macroeconómicos de Argentina (Ucema). También presidió la Asociación Argentina de Economía Política (AAEP), fue vicerrectora de la Ucema, y es una activa estudiosa de la economía laboral y de la ética aplicada al mundo de los negocios.

- Como economista experta en legislación laboral y ética en los negocios y en la función pública ¿Qué piensa de la reacción de la política del Gobierno frente a la llegada del Covid-19?

- En términos de política laboral y ética pública yo diría que, de acuerdo con la reacción del Gobierno y tal como lo sostuvo el Presidente, la preocupación primordial es cuidar la salud de los argentinos, lo cual está muy bien, pero no se tuvo en cuenta, al parecer, que buena parte de la salud está vinculada con el creciente deterioro económico de una parte considerable de la población que pierde su trabajo y sus ingresos, en parte compensados, insuficientemente, por algunos de los subsidios que se están otorgando, con efectos macroeconómicos negativos. Y tampoco al hecho, no despreciable, de los efectos sobre la salud mental y emocional de muchos otros argentinos.

<b>Se puede encontrar inspiración en el comportamiento de otros países que tuvieron el brote inicial de la pandemia antes del caso argentino y que ese brote fue de mucha mayor intensidad que el nuestro. Y ellos ya están fuera de cualquier cuarentena y reintegrándose a la vida normal</b>

- Se sabe que la pandemia encuentra a la economía en general, y a las finanzas públicas en particular, en un estado de fragilidad y sin instrumentos fuertes para las políticas públicas ¿Qué debería haber hecho el Gobierno?

- Es difícil poder identificar con claridad las políticas adecuadas para una crítica situación como la presente. Pero se puede encontrar inspiración en el comportamiento de otros países que tuvieron el brote inicial de la pandemia antes del caso argentino y que ese brote fue de mucha mayor intensidad que el nuestro. Y ellos ya están fuera de cualquier cuarentena y reintegrándose a la vida normal. Acá parecería que no se tomaron con suficiente seriedad las medidas iniciales que se requerían, en particular los testeos para identificar contagiados sintomáticos y asintomáticos, y ahora, después de cien días, volvemos a la fase uno. ¿Y luego que seguirá?

- ¿Qué evaluación hace de la reacción de la dirigencia empresaria al ver una economía que entró en depresión y que las líneas de asistencia oficial son insuficientes y no llegan a tiempo para evitar cierres de comercios, pymes y destrucción de empleos?

- En la mayoría de los casos, y por supuesto siempre hay y habrá excepciones, la dirigencia empresaria se preocupó más por su propia situación que por la de los trabajadores afectados.

"Hay y habrá excepciones, la dirigencia empresaria se preocupó más por su propia situación que por la de los trabajadores afectados"
"Hay y habrá excepciones, la dirigencia empresaria se preocupó más por su propia situación que por la de los trabajadores afectados"

- El Presidente y su ministro de Economía, Martín Guzmán, renunciaron a tener un Presupuesto y diseñar un plan económico hasta que no se resuelva la renegociación de la deuda pública con los bonistas bajo legislación extranjera ¿En la coyuntura del Covid-19 es un punto relevante, o secundario?

- Parecería que aún en ausencia de la pandemia del Covid-19 también habríamos estado en ausencia de un Plan Económico. De modo que resulta cómodo vincular ahora ambos fenómenos. Y si se resolviera la situación de la deuda pública, ¿qué sucedería? ¿Quién se pondría a elaborar ese plan con sus aspectos de corto y de largo plazo, con las variables significativas y con una evaluación verídica de la actual situación económica?

- Rápidamente, frente al Covid-19 el presidente Alberto Fernández propuso la creación de un comité de expertos sanitaristas para definir los pasos a seguir, pero no mostró esa predisposición para asesorarse por un conjunto de economistas externos, e incluso los perjuicios económicos de la cuarentena pareciera que no forman parte de sus preocupaciones inmediatas ¿Qué opina?

- Yo creo que al Gobierno le resulta más fácil referirse a la pandemia y a la cuarentena que a la situación económica y a las perspectivas futuras ¿Acaso tenemos noticias de que algún funcionario esté trabajando en la elaboración y en las proyecciones económicas para una eventual salida de la pandemia?

- Uno de los efectos de la cuarentena y de las reacciones preventivas de contagio del virus fue el crecimiento notable del uso de los medios electrónicos de pago ¿Puede constituir el primer paso para el blanqueo de la economía en general, y del mercado de trabajo en particular? ¿Cómo cree que se debería potenciar?

- Aumenta el uso electrónico de los medios de pago y seguirá aumentando la población en situación de informalidad que en prepandemia ya alcanzaba alrededor de un 40% de la fuerza de trabajo. Y los trabajadores informales no hacen por cierto uso de tales medios. Y la preocupación de las autoridades debería centrarse fundamentalmente en tratar de lograr la reinserción y formalización de esa fuerza de trabajo. Y que ello no implique, desde ya, un crecimiento del sector público sino que se oriente al sector privado. Si alguien, alguna vez, se pone a pensar y elaborar un futuro Plan Económico debería tener en cuenta este aspecto si espera que la economía crezca.

<b>Aumenta el uso electrónico de los medios de pago y seguirá aumentando la población en situación de informalidad que en prepandemia ya alcanzaba alrededor de un 40% de la fuerza de trabajo</b>

- ¿Qué espera de la política del Gobierno para el día después de la cuarentena, dado que la presencia del COVID-19 se estima se mantendrá activa, al menos, hasta mediados del año próximo?

- Ojalá me equivoque en lo que pienso. Pero, en vista de lo ya ocurrido, no puedo dejar de suponer que nada va a cambiar y que seguiremos sin Plan Económico y con parte de la población que va a pasar de la pobreza a la indigencia. Y que los políticos seguirán percibiendo sus elevadas remuneraciones. Y que no habrá castigos para la corrupción.

"La preocupación de las autoridades debería centrarse fundamentalmente en tratar de lograr la reinserción y formalización de esa fuerza de trabajo. Y que ello no implique, desde ya, un crecimiento del sector público"
"La preocupación de las autoridades debería centrarse fundamentalmente en tratar de lograr la reinserción y formalización de esa fuerza de trabajo. Y que ello no implique, desde ya, un crecimiento del sector público"

- Frente al fenómeno nuevo de crisis de oferta y de demanda, en este caso tanto por pérdida de ingresos, como por el temor al contagio con el vecino, ¿Cómo cree que deberían ser las políticas públicas para reactivar los dos frentes?

- Frente a una situación muy complicada como la presente, con la mayor caída histórica en el nivel de actividad económica en abril, debería inicialmente formularse un diagnóstico preciso de los niveles actuales de todas las variables económicas relevantes y acompañarlo con un análisis pormenorizado de su comportamiento y de las políticas que pueden influir en las mismas. Y también considerar como interactúan las variables entre sí. Cuarentena, emisión monetaria, endeudamiento, sólo pueden llevar a una profundización de la crisis. Y el costo lo habrán de pagar los más indefensos.

<b>Cuarentena, emisión monetaria, endeudamiento, sólo pueden llevar a una profundización de la crisis. Y el costo lo habrán de pagar los más indefensos</b>

- En paralelo con la extensión de la cuarentena el Gobierno también fue prorrogando el plazo para cerrar un acuerdo con los bonistas, mientras que comenzó a ocuparse por intervenir y expropiar una empresa emblemática de la agroindustria y el Banco Central habilitó la venta de cambio sin límites, a la paridad oficial y sin el Impuesto PAIS, a los descendientes de desaparecidos y personas que hayan percibido indemnizaciones por ser consideradas víctimas del Estado, cómo experta en el análisis de políticas públicas ¿Qué lectura hace?

- En medio de este caos sanitario y económico parecería que el Gobierno toma medidas que supone habrían de pasar desapercibidas. Lo de Vicentín y la “soberanía alimentaria” resulta bastante incomprensible desde cualquier punto de vista. Y en cuanto a las compras y transferencias al exterior de divisas sin límite y a la paridad oficial para los grupos señalados sólo puedo calificar este hecho como injusto e inaceptable.

- Actualmente trabaja en el análisis de la corrupción en la educación. ¿Qué disparó esa iniciativa, y cuál es la hipótesis? ¿Ya tiene avanzada la conclusión? Qué efectos tiene sobre la situación presente y la futura?

- El año pasado realicé una investigación, publicada por la Ucema y presentada a la Reunión Anual de la Asociación Argentina de Economía Política, también publicada en sus Anales, con el título “Corrupción, costos y políticas. El caso argentino” en la cual analizaba la cuestión de la corrupción en el mundo, en América Latina y en Argentina y sus efectos deletéreos en las economías y en los distintos sectores económicos. Una de las observaciones finales del trabajo, que reproduzco textualmente, señalaba: “Parece importante y necesario referirse, antes de finalizar el trabajo, a una cuestión que no suele aparecer en los rankings de la corrupción, aunque su indiscutible importancia, no sólo para el presente sino sobre todo para el futuro, de algún modo condiciona todos los posibles logros que los eventuales gobiernos puedan plantearse. La referencia está referida al problema de la corrupción en la educación, un fenómeno que no es reciente pero que parece haberse difundido y haber alcanzado niveles impensados en casi todos los países. No puede ignorarse que la corrupción en la educación tiene un fuerte impacto para el futuro pues si bien es cierto que el principal objetivo de la educación es transmitir conocimiento, también debe transmitir valores y normas de comportamiento.” Y ello me llevó a la necesidad de estudiar el problema que, sin duda, se ha ido agravando con el paso del tiempo.

"Nelson Mandela en 1990: 'La educación es el arma más poderosa que puede utilizarse para cambiar el mundo´. O tal vez en la Argentina no se quiera cambiar nada"
"Nelson Mandela en 1990: 'La educación es el arma más poderosa que puede utilizarse para cambiar el mundo´. O tal vez en la Argentina no se quiera cambiar nada"

Y sus efectos quedan bien demostrados por las Pruebas PISA en las cuales Argentina desde el 2000 ha ido empeorando en forma sostenida, muy por debajo de los niveles promedio de la OCDE, particularmente en el área de las matemáticas, en las cuales, en América Latina en 2018, Argentina sólo superaba a Panamá y República Dominicana, y estos conocimientos son fundamentales para el desarrollo de la “Nueva Economía” que ya podemos avizorar. Tendré el trabajo terminado antes del 30 de agosto que es la fecha límite para presentarlo a nuestra Reunión Anual. Y quiero terminar con una cita que considero iluminadora de Nelson Mandela en 1990: “La educación es el arma más poderosa que puede utilizarse para cambiar el mundo”. O tal vez en la Argentina no se quiera cambiar nada.

Fotos: Lihue Althabe

Seguí leyendo:

Miguel Ángel Broda: “Los que nos gobiernan quieren una economía como la de Irán o Venezuela”

Cuáles son las propuestas de los industriales para reactivar la economía una vez terminada la pandemia

Por qué las startups argentinas se destacan por sus emprendedores talentosos, pero tienen baja nota en valuación y a la hora de salir al mundo

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS