Se acerca el invierno: consejos para proteger las casas de la humedad y el frío

Para evitar el deterioro en paredes y techos se recomienda la utilización de materiales cubritivos. Los pinturas y membranas se cotizan en un rango de $500 hasta $5.000 por unidad

Cuando avanza el otoño, y sobre todo antes del invierno, muchas propietarios eligen reciclar o proteger su vivienda, en especial en las zonas expuestas a la intemperie
Cuando avanza el otoño, y sobre todo antes del invierno, muchas propietarios eligen reciclar o proteger su vivienda, en especial en las zonas expuestas a la intemperie

Cuando avanza el otoño, y sobre todo antes del invierno, muchas propietarios eligen reciclar o proteger su vivienda, en especial en las zonas expuestas a la intemperie. Para eso, utilizan productos protectores o membranas en busca de prevenir cierto desgaste que quita calidad de vida y a la vez evitar la desvalorización del inmueble.

Ariel Faraoni, gerente general de Jilguero, que opera en el mercado de pinturas y revestimientos dijo a Infobae: “Antes que nada debemos tener en cuenta que el frío provoca un gran deterioro de las paredes y techos. El agua (humedad) aumenta un 10% su volumen cuando se congela, esto genera la formación de grietas y el aumento de tamaño de las ya existentes. Para que los trabajos de refacción sean efectivos se deben evaluar las condiciones de las superficies para comprobar si necesitan reparación. Luego se deben usar productos eficaces”.

Otros consultados, resaltaron que es necesario aplicar diferentes tipos de tratamientos para exteriores en techos y paredes, que son los que otorgan hidrorepelencia a la superficie, evitando el ingreso de la humedad exterior y, a la vez, permitiendo la salida del vaho interno de la mampostería, ladrillos, entre otros materiales.

<b>Es necesario aplicar diferentes tipos de tratamientos para exteriores en techos y paredes, que son los que otorgan hidrorepelencia a la superficie, evitando el ingreso de la humedad exterior y, a la vez, permitiendo la salida del vaho interno de la mampostería, ladrillos</b>

“Hay muchos productos que permiten proteger y frenar la acción de la humedad. Desde la impermeabilización y aislación de techos y terrazas hasta el tratamiento de muros y frentes. Las características principales son la elasticidad permanente y el espesor de la película que aísla la superficie con el exterior”, explicó Jorge Polo, gerente de calidad de Tersuave.

Sin dudas, los revestimientos plásticos reúnen hoy una gran cantidad de atributos que los colocan al tope de gama de los materiales de gran demanda. “Son especialmente formulados para frentes y exteriores que no solo permiten lograr altos espesores de película sino que a la vez disimulan imperfecciones lo cual agiliza y disminuye los tiempos y costos de obra, son impermeabilizantes y generan texturas y efectos que los distinguen de los productos tradicionales”, agregó Polo.

Se destaca la membrana poliuretánica para techos. “Es una pintura impermeabilizante que cura por radiación ultravioleta (UV) de máxima elasticidad y resistencia a la suciedad. Es transitable, antihongos y antialgas. Dura más que las membranas comunes”, comentó Faraoni.

"Se destaca la membrana poliuretánica para techos. “Es una pintura impermeabilizante que cura por radiación ultravioleta (UV) de máxima elasticidad y resistencia a la suciedad", dijo Ariel Faraoni
"Se destaca la membrana poliuretánica para techos. “Es una pintura impermeabilizante que cura por radiación ultravioleta (UV) de máxima elasticidad y resistencia a la suciedad", dijo Ariel Faraoni

Otro consejo para tener presente es la realización de una buena impermeabilización de la vivienda, donde es clave que se reparen las grietas y fisuras de techos (horizontales), frentes, muros y medianeras (verticales). La mano de obra y la preparación de las superficies son tan importantes como el material que se destine.

“Los costos de los materiales varían de $700 a $1.700 por m2 dependiendo de la marca y calidad. A veces las publicidades son engañosas. La realidad es que un trabajo bien realizado se debe apoyar en la eficiencia de la aplicación de la pintura y esto permitirá mayor duración en el tiempo”, explicó Guillermo Ortega, socio gerente de la pinturería Sui Color.

El lado sur de la vivienda y otras opciones

Es recomendable que se realicen revisiones de las superficies: roturas, rajaduras, grietas, pluviales, poniendo el foco especialmente en las orientaciones al sur que son aquellas que mantienen la humedad externa en contacto con la superficie por la baja presencia de la luz solar, por lo cual, los ciclos de secado no se completan y por ende las superficies están permanentemente húmedas.

<b>Es recomendable que se realicen revisiones de las superficies: roturas, rajaduras, grietas, pluviales, poniendo el foco especialmente en las orientaciones al sur que son aquellas que mantienen la humedad externa en contacto con la superficie por la baja presencia de la luz solar</b>

Para los interiores se recomienda que se ventilen los ambientes. La circulación del aire favorece la eliminación de las humedades y disminuye la formación de hongos. Un claro reflejo de la presencia de humedad en los ambientes es el estado de condensación de los vidrios de contacto con el exterior en época invernal. Es importante, evitar el empleo de estufas de infrarrojo, porque disminuyen el contenido de oxígeno del aire y generan la formación de hongos”, explicó Polo.

La vivienda es una máquina diseñada para lograr que un volumen determinado de espacio esté bajo el control de quien la habita, que incluye la salud (y más aún en estos tiempos en donde el coronavirus ganó protagonismo en el mundo). Al poder controlar la temperatura se evita el ingreso de agentes patógenos.

Con otro sistema trabaja Protex, que posee soluciones para evitar la humedad desde distintos lugares de una casa, como el subsuelo, “allí se recomiendan los impermeabilizantes cementicios para presión negativa de agua, una tecnología que genera micro cristales dentro de la estructura de concreto, impidiendo así el paso del agua, y penetrando en el muro para proteger la armadura del concreto”, explicó Juan Ignacio Rosati, el director comercial.

"En el subsuelo se recomienda los impermeabilizantes cementicios para presión negativa de agua, una tecnología que genera micro cristales dentro de la estructura de concreto", resaltó JuanRosati
"En el subsuelo se recomienda los impermeabilizantes cementicios para presión negativa de agua, una tecnología que genera micro cristales dentro de la estructura de concreto", resaltó JuanRosati

Las grietas y juntas por donde entra la humedad y se escapa el calor, debe tratarse con selladores, y la espuma de poliuretano; mientras que la impermeabilización de techos y terrazas, debe tratarse con membranas poliuretánicas o de poliurea fría.

“Por otra parte, las membranas líquidas están formuladas con lo que se denomina coeficiente de reflectancia solar. Esta disminuye la temperatura, ayudando a mantener bajo control lo que se consume y demandar menos energía en aire acondicionado. Todas las pinturas para exterior tienen en su formulación un pigmento, el dióxido de titanio que es el mayor reflector de radiación lumínica solar, por lo que la combinación de membrana líquida y revestimiento exterior de muros favorecen la calidad de la vivienda”, amplió Rosati.

<b>La combinación de membrana líquida y revestimiento exterior de muros favorecen la calidad de la vivienda (Juan Rosati)</b>

En esta línea, los baldes de membrana líquida poliuretánica van desde $5.000 los 20 kilos, y por lo general, el consumo promedio es de 1 a 2 kilos por metro cuadrado.

“En la práctica hay que evitar impermeabilizar las paredes interiores y revestirlas con materiales más porosos”, aconsejó el ingeniero Carlos Tarquini, director de Molinos Tarquini. Los revoques monocapa se pueden aplicar, tanto manualmente o con máquinas, directamente sobre la mampostería (ladrillos) a un costo de $550 por m2, reemplazando, hidrófugo, grueso, fino, pintura y aislante térmico, todo en una sola aplicación, y como revestimiento sobre un revoque grueso a un costo de $150 por m2.

Es conveniente una revisión completa de las terrazas y azoteas, paredes y medianeras, las juntas de dilatación, grietas y fisuras. En los casos que lo requieran, se aconseja que se realicen las correspondientes reparaciones de impermeabilización, pintura, limpieza de superficies.

“Como a la vez, es fundamental que se limpien las rejillas, conductos, canaletas y desagües, espacios para la circulación del aire y ventilación de los ambientes. Son cuidados preventivos de las instalaciones en general”, dijo Mario Altman, socio gerente de Red Fibra, una distribuidora que se especializa en productos como mallas y revestimientos murales de fibra de vidrio, films de polietileno, entre otros.

"Es fundamental que se limpien las rejillas, conductos, canaletas y desagües, espacios para la circulación del aire y ventilación de los ambientes", dijo Mario Altman
"Es fundamental que se limpien las rejillas, conductos, canaletas y desagües, espacios para la circulación del aire y ventilación de los ambientes", dijo Mario Altman

El revestimiento mural de fibra de vidrio sirve en caso de humedad ambiente. “Si en la vivienda ya estaba presente, recomendamos limpiar y cepillar bien la pared antes de aplicar el revestimiento así trabaja de manera correcta y no vuelve a aparecer. La humedad va a evaporar en el ambiente través del revestimiento. En el caso que apareciera una mancha por una fuerte humedad se debe limpiar inmediatamente con agua y lavandina al 10%”, explicó Altman.

El precio de los revestimientos murales oscilan en $175 por m2, los adhesivos, se consiguen a $758 por 4 kilos, y la pintura látex, los 4 litros, valen $1.544. Las mallas de fibra de vidrio para la prevención de grietas y fisuras, se consiguen a razón de $68 los 90 gramos, y $79 los 110 gramos.

Mercado y coronavirus

En los últimos años el mercado de las pinturas, revestimientos e impermeabilizantes tuvo altibajos, etapas de crecimientos y otros momentos de tranquilidad, como el resto de la economía.

“Creemos que continuarían vigentes los efectos contrapuestos sobre la actividad que dejó la depreciación del peso y la escasez de crédito, que redundan en el bajo poder de compra de los trabajadores versus la elevada rentabilidad para los desarrolladores. Por el lado de la demanda, desde que la economía padeció el primer salto cambiario (fines de abril de 2018) el salario en dólares de un trabajador registrado se redujo más de 40%, mientras que el costo de la construcción en moneda dura cayó 30%”, detalló Juan Rosati.

Dentro de lo saludable para el sector, fue bien recibido el anuncio del relanzamiento del plan Procrear, para refaccionar o construir, que permitirá motorizar este segmento y además de impulsar la generación de empleos, estiman que crecerá la demanda de materiales, entre ellos los revoques cementicios, las pinturas y los impermeabilizantes, entre otros.

“En este contexto la construcción podría experimentar una mejora hacia la segunda parte del año y concluir bajo un proceso de reactivación. Siempre y cuando superemos estos momentos de incertidumbre con la Pandemia”, amplió Rosati.

Frente al coronavirus, todos los expertos consultados, coincidieron que más que nunca, es clave mantener la vivienda y prepararla para aislarla del frío y la humedad, en especial para la gente que habita propiedades expuestas al clima y sufre problemas respiratorios.

Seguí leyendo:

El Gobierno aplicará una batería de medidas para reactivar la obra pública durante la cuarentena

Expertos internacionales vaticinan una recesión generalizada, pero no hay consenso sobre su magnitud y extensión

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS