Cristian Girard, director ejecutivo de ARBA
Cristian Girard, director ejecutivo de ARBA

En medio de las idas y vueltas por sus pagos de deuda, la Provincia de Buenos Aires se prepara para lanzar una moratoria impositiva tan pronto como la primera semana de febrero, dijeron voceros de la Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA). El plan que correrá en paralelo a la moratoria nacional que busca poner en marcha el mismo mes la AFIP tiene como foco que 600.000 pymes regularicen su situación con el organismo recaudador provincial. Se trata de un tercio de los contribuyentes de Ingresos Brutos que deben un total de $ 13.000 millones, el 5% de lo que recaudó la provincia por ese concepto durante el año pasado.

El titular de ARBA confirmó el lanzamiento inminente de una moratoria orientada a pymes. Cristian Girard, dijo que el gobierno provincial creará un registro para poder instrumentar un plan de auxilio para esas empresas que incluirá líneas de crédito y una moratoria impositiva con plazos de hasta 10 años.

“Los últimos años fueron de caída de la demanda, de destrucción del mercado interno y de fuerte suba de la tasa de interés”, y describió que “en ese contexto las pymes empezaron a financiar su capital de trabajo dejando de pagar los impuestos”, dijo Girard en declaraciones a Radio 10.

Los $13.000 millones de deuda que registra un tercio de las empresas que pagan Ingresos Brutos en la provincia representan apenas el 5% de lo que recaudó ARBA el año pasado por ese concepto, unos $260.000 millones de un total de 1.800.000 contribuyentes registrados, dijeron fuentes del organismo.

La moratoria que tiene en carpeta ARBA es exclusiva para pymes y apunta más que nada a Ingresos Brutos, aunque también está contemplado incluir impuestos patrimoniales de ese mismo segmento de empresas

Girard detalló que desde ARBA se implementará un plan de pagos para micro, pequeñas y medianas empresas que se elabora con las carteras de Producción, Trabajo, Desarrollo Agroindustrial y Banco Provincia, y detalló que se dará la posibilidad “de pagar el capital adeudado en hasta 120 cuotas, con una quita de intereses importante”.

"El plan de pagos será de hasta 10 años, las empresas podrán elegir qué tramo querrán financiar: 3, 6, 12, 24, 36 y hasta 120″ cuotas, explicó, y dijo que si bien “aún se trabaja” para definir la tasa de interés “seguramente será muy favorable para plazos cortos y será acorde a las condiciones del mercado para un financiamiento más largo”.

Sostuvo además que el plan de pagos incluirá “todo tipo de deudas de Impuestos a los Ingresos Brutos y patrimoniales”. La intención de la provincia es lanzar la moratoria la primera semana de febrero.

Seguí leyendo: