La industria automotriz argentina importa USD 19.000 por cada unidad construida en el país.
La industria automotriz argentina importa USD 19.000 por cada unidad construida en el país.

El debate acerca de si existe atraso cambiario en la Argentina queda zanjado cuando se conocen cifras sectoriales que son contundentes. Mientras que la salida de divisas por turismo y compras en el exterior crece mes a mes, otro sector se destaca por un consumo de dólares cada vez mayor para sostener su actividad: el automotriz.

Esta necesidad de dólares cada vez mayor está ligada a la decisión de las terminales radicadas en la Argentina de importar mayor número de unidades para abastecer el mercado interno y, en simultáneo, demandar cada vez más autopartes importadas para la fabricación de vehículos nacionales.

Un informe de la Asociación de Fábricas de Autopartes y Componentes (AFAC) concluyó que las importaciones de piezas, insumos y equipos para el ensamble local crecieron 3% en el primer trimestre de este año respecto de igual mes del año pasado, período en el que la producción local de vehículos se desplomó más de 7 por ciento, según ADEFA (Asociación de Fabricantes de Automotores).

De acuerdo con el relevamiento privado, el ingreso de autopartes desde el exterior sumó USD 1.729 millones enero y marzo, lo que representó importar USD 19.019 de piezas, equipos e insumos por cada vehículo fabricado en el país. En el primer trimestre las terminales radicadas en Argentina ensamblaron 90.905 unidades.

Mientras que la actividad de las terminales cayó 7,4% en el primer trimestre, la importación de autopartes creció 3%

Asimismo, el rojo de la balanza comercial del sector autopartistas registró en el primer trimestre de este año un incremento del 2% respecto de igual mes del año pasado.

"El déficit comercial en autopartes del primer trimestre de 2017 ascendió a 1.367 millones de dólares, con un incremento del 2 por ciento con relación a los tres primeros meses de 2016″, señaló AFAC en su último reporte sectorial.

ESCASA INTEGRACIÓN DE PIEZAS NACIONALES

Desde marzo del año pasado el Ministerio de Producción impulsa un beneficio impositivo para promover la demanda de autopartes nacionales. Este consiste en un bono fiscal electrónico que se incrementa en 0,6% por cada punto de integración nacional que mejora la terminal.

Para acceder al beneficio, las terminales deben fabricar vehículos con un contenido mínimo nacional del 30% y objetivos de integración superiores al 50%, considerando el valor de componentes nacionales sobre el total de autopartes.

Pero la estabilidad del dólar, que aumentó apenas 1,3% en casi cinco meses de 2017, transforma en cada vez más baratas las autopartes importadas, frente a una inflación doméstica que superó el 10% desde que empezó el año. Y en el mismo sentido, atenta contra el objetivo de integrar a los autos argentinos con más piezas de fabricación local, como se percibe en las cifras del rojo autopartista.

AFAC remarcó que la mayor demanda de piezas importadas en el primer trimestre se concretó incluso cuando "la producción de vehículos ha caído el 7,4 por ciento en el mismo período, acentuándose el peso de las importaciones de componentes en la fabricación de automotores".

LEA MÁS:

Este año las automotrices radicadas en Argentina, muchas de ellas con fabricas en Brasil, están importando modelos terminados de ese país por un volumen que sobrepasa el coeficiente de intercambio "flex". Esta fórmula acordada entre ambos socios del Mercosur tiene una vigencia de cuatro años y establece que por cada dólar que Argentina exporta a Brasil en autopartes y vehículos, puede importar hasta 1,5 dólar libre de impuestos.

Por ello, del Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda (UNDAV) calculó que  las terminales automotrices acumulan una deuda mayor a USD 600 millones con el Estado argentino por superar los límites de importaciones vigentes libres de impuestos.

El crecimiento de las importaciones de unidades terminadas está vinculado con el sólido crecimiento de las ventas en concesionarios. El acumulado del primer cuatrimestre del año cerró con 295.422 unidades patentadas, un 32,4% más que los cuatro primeros meses de 2016, según datos de ACARA (Asociación de Concesionarias de Automotores de la República Argentina).

IMPORTACIONES Y EXPORTACIONES DEL SECTOR AUTOMOTRIZCuadro2

EXPORTACIONES (barra azul)IMPORTACIONES (barra naranja)SALDO (línea roja)Fuente: BCRA

 

Según el Balance Cambiario del Banco Central, las exportaciones del complejo automotriz en el primer cuatrimestre de 2017 alcanzaron los USD 1.597 millones, mientras que las importaciones sumaron USD 4.227 millones, lo que significó un déficit comercial para Argentina de USD 2.630 millones solo por este concepto.

Este desequilibrio fue USD 798 millones o 43,8% mayor que el déficit por transferencias del sector del primer cuatrimestre de 2016 (-USD 1.823 millones).

Este rojo comercial automotriz explica en buena medida el déficit de la balanza del comercio exterior argentino, que acumuló USD 1.217 millones entre enero y abril de este año.

POSITIVO: MEJORAN LAS EXPORTACIONES DE AUTOPARTES

Por otro lado, de acuerdo con el reporte de AFAC, las exportaciones de autopartes alcanzaron a USD 362 millones en el primer trimestre de 2017, con un incremento del 8% con relación a igual período de 2016.

Según la entidad que preside el empresario Raúl Amil, las ventas al exterior acompañaron la eliminación de los derechos de exportación a fines de 2016 y el aumento reciente de los reintegros a las exportaciones.

"En el primer trimestre del año en comparación con igual período del año anterior aumentaron especialmente las exportaciones a Alemania 13,3 millones de dólares", señaló la cámara empresarial.

El reporte indica además que "en el comercio con uno de los bloques más importantes, la Unión Europea, las exportaciones crecieron en el trimestre enero-marzo, pasando de USD 52,8 millones en 2016 a USD 65,6 millones en 2017 con un incremento del 12 por ciento".

LEA MÁS: