Federico Sturzenegger, presidente del Banco Central.
Federico Sturzenegger, presidente del Banco Central.

El presidente del Banco Central afirmó que "en el último semestre de 2016 la tasa promedio mensual de inflación fue de 1,4%, que equivale a un 18,5% anualizado. Es decir que hace seis meses que la economía transita en una inflación debajo del 20% anual, es lo meta que nos habíamos fijado".

El titular de la entidad monetaria reiteró que se utiliza para estas estimaciones el "Índice del AMBA" que elabora el Indec, "que es el de mayor cobertura a nivel nacional" en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires y los partidos del Gran Buenos Aires.

Federico Sturzenegger especificó que la inflación núcleo alcanzó un 31,5% anual en 2016, según este cálculo que prescinde de los precios regulados de la economía., y la "inflación nacional fue de 36,6%", unos cuatro puntos menos por debajo de la medición para el área metropolitana.

"El 'serrucho' que tuvimos con las tarifas nos ha costado transmitir como Banco Central este proceso desinflación del segundo semestre", comentó.

"El de la inflación núcleo es un número que tiene que bajar para cumplir nuestras metas. Un 1,7% mensual nos preocupa, aunque en algún sentido hay una desaceleración en Córdoba y Gran Buenos Aires", añadió el presidente del BCRA.

"Gran parte del crecimiento del stock de LEBAC en el año se debió a que compramos reservas por USD 13.000 millones el año pasado. Mejoró la hoja de balance del BCRA: compró reservas y emitió LEBAC", resumió.

El presidente del Banco Central resaltó que la inflación nacional en 2016 fue de 36,6 por ciento

"El stock de LEBAC en relación al PBI cayó, es un tema que no genera preocupación", manifestó Sturzenegger. En ese sentido, el titular del BCRA anunció que "desde marzo la decisión de política monetaria se tomará cada 15 días", dejando atrás las definiciones semanales.

"Cumplimos claramente con la meta de $160.000 millones de giros al Tesoro en 2016, lo que nos da credibilidad a futuro", consideró el funcionario, y agregó: "Hemos bajado la volatilidad de las tasas de interés para un mejor funcionamiento del sistema financiero".

Sturzenegger manifestó además su "optimismo" respecto de la posibilidad de crecimiento económico "a largo plazo", aunque aclaró que esa entidad no efectúa estimaciones en ese sentido.