El gol que selló la clasificación de Barcelona a la final de la Copa del Rey