Dura sentencia de un ex futbolista de la selección francesa: “Salvo Messi, Argentina tiene jugadores del montón, no tiene talento”

Luis Fernández, quien además se desempeñó como entrenador del PSG, anticipó que por más que gane el domingo el Mundial, Leo no superará a Maradona

Guardar

Nuevo

 Luis Fernández ex Paris y seleccionado de Francia
Luis Fernández ex Paris y seleccionado de Francia

“Francia es hoy un equipo que responde con futbolistas de la talla de Mbappé, que es un crack y marca diferencias. Griezmann volvió a ser el delantero voraz que se destacaba en el Atlético de Madrid. Además, está Dembélé que rinde en el Barcelona. Argentina, por su parte, no tiene material para responder con talento salvo Messi. Después, los jugadores que tiene a su alrededor son del montón. Van a responder, a correr, pero no marcan diferencias. Argentina no tiene calidad de juego en sus futbolistas, salvo Messi. En cambio, en Francia sí veo jerarquía en sus jugadores”. Fuerte, directo y sin pelos en la lengua, Luis Fernández calienta la previa de la final de la Copa del Mundo entre la selección argentina y Francia.

El oriundo de Cádiz, España, que llegó a Francia a los 8 años y desarrolló la mayor parte de su carrera como futbolista en el PSG, en la era prejeque, y jugó 60 partidos con la selección francesa, ganó la Eurocopa 84 y formó parte de un centro del campo legendario junto a Michel Platini en el Mundial 1986 en el combinado galo.

“Por más que Messi gane el Mundial de Qatar, no será igual que Maradona, estará un escalón por debajo de Diego, que siempre será el número uno”, compara el español nacionalizado francés de 63 años. Y agrega sobre el mismo tema. “Pelusa se lo ganó con su estilo, fuerza y calidad. Hizo que Argentina se consagre campeón del mundo. En Napoli obtuvo la copa de la Liga y la de Italia. Maradona es Maradona y siempre será el número 1. En México 86 marcó diferencias y llevó a la Argentina a lo más alto en un futbol completamente diferente al actual”.

Como entrenador, dirigió al PSG en dos etapas, al Athletic Bilbao (subcampeón de liga en 1998), Espanyol y Betis entre otros. Además, en el plano internacional fue seleccionador de Israel y Guinea Conakry, director del centro de formación del PSG. Hoy el Machote, su apodo más popular, es comentarista para un canal televisivo y presentador radiofónico en Qatar, donde habla mano a mano con Infobae sobre la final entre Argentina y Francia, que selecciones sorprendieron en Qatar 2022, compara a Maradona con Messi y recalca porque Luis Enrique “merecía otra oportunidad” como entrenador de la selección española.

— ¿Cómo está viviendo esta copa del mundo?

— Aquí estamos, contentos de ver un poco lo que está llevando a cabo la organización, dentro y fuera de los campos de juego. La estoy pasando bien. La gente está contenta con este mundial. No hay ningún problema. Encima el ambiente es muy bueno. Está bien hecho, no todo puede salir perfecto, pero dentro de todo es una buena copa.

— ¿Qué fue lo primero que le sorprendió de la ciudad de Doha?

— Todo lo que se ha hecho y construido es magnífico. Me sorprendieron los estadios terminados en tan poco tiempo y los campos de entrenamientos. Los viajes de un lugar a otro no son largos, son cortitos para que puedan estar bien. Se nota también que dentro de un campo de juego hay un buen ambiente, no hay gente mala. Los que estamos aquí somos enamorados del futbol y sí hay buen clima es fundamental para trabajar tranquilos.

— ¿Cuáles fueron los seleccionados que más le gustaron hasta ahora de la Copa?

— Marruecos. Desde el inicio estuvo bien e hizo siete goles. Fue la sorpresa del torneo mundial, sin dudas. También, me gustó mucho Japón. Los vi actuar, jugar y hacer cosas muy buenas, con o sin el balón. Considero que Estados Unidos hizo una buena copa. Por su parte, Inglaterra generó una muy buena presión contra Francia. Perdieron por poco porque fallaron un penal, pero mostraron su estilo. Me gustaron esos cuatro equipos, sacando a Francia y a Argentina que son los merecidos finalistas. Brasil era la principal candidata a ganar el mundial, pero fue eliminada por la Croacia de Modric.

 Luis Fernández jugando para la selección de Francia
Luis Fernández jugando para la selección de Francia

— ¿Cómo observó a la España de Luis Enrique?

— Fue un equipo de juventud, con mucha capacidad y está pasando un momento de recambio generacional, como todos los países. Yo fui parte de la generación de Michael Platini en Francia, en un momento complicado, donde tuvo la necesidad de ganar algo. Luego, Francia pasó por un bajón anímico de 10 años y llegó al 2018 con Didier Deschamps como candidata al titulo y lo consiguió de la mejor manera. Todas esas selecciones pasan por buenos y malos momentos. La selección roja está atravesando un mal momento, fue eliminada por Marruecos. Se pueden admitir las críticas, pero el equipo en algunos partidos ha funcionado bien y hay que rescatar eso. Tiene juventud, talento y deberá a partir de ahora prepararse para lo que viene, la Eurocopa de Alemania.

— ¿Qué la pareció la salida de Luis Enrique?

— Merecía otra oportunidad. Como entrenador debes saber que te van a juzgar, criticar y debes aceptarlo. Los resultados son los que mandan, y después existen personas que piensan que debe haber un cambio. Me hubiera gustado que Luis Enrique siguiera en su cargo, pero si han decidido que hay que cambiarlo espero que sea una buena decisión. Luis De la Fuente ojalá pueda triunfar y es lo que van a esperar de él.

— ¿Cuál es la favorita a ganar el título mundial?

— Francia es el gran favorita. Un escalón por debajo está Argentina. Pasa que Le Blue tiene más potencial y juego colectivo mientras que Argentina depende de Messi. Lionel volvió a estar bien, marcando diferencias, estando dentro del campo con las ganas de llevar a su país a jugar la final y ganarla. La selección argentina dependerá de Messi para consagrarse campeón, mientras que Francia tiene más juego colectivo, depende de un grupo de jugadores con mucho talente y no es Mbappe dependiente. Será una final muy equilibrada.

— ¿Cuál será la clave del partido final?

— Francia es hoy un equipo que responde con futbolistas de la talla de Mbappé que es un crack y marca diferencia. Por su parte, Griezmann volvió a ser el delantero voraz que se destacaba en el Atlético de Madrid. Además, está Dembélé que rinde en el Barcelona. Argentina, por su parte, no tiene material para responder con talento salvo Messi. Después, los jugadores que tiene a su alrededor son del montón. Van a responder, a correr, pero no marcan diferencias. Argentina no tiene calidad de juego en sus futbolistas, salvo el caso de Messi. En cambio, en Francia sí veo jerarquía en sus jugadores.

— ¿Es un fracaso para Francia no consagrarse campeón?

— No, para nada. Ya no hay fracaso. Se consiguió estar entre las dos mejores y es un objetivo cumplido. Ya es una victoria haber llegado a la final de copa. En cambio, para Argentina y Messi sí sería un fracaso. Lionel participa para ganar el mundial y si se retira sin ganarla, sería un fracaso para el pueblo argentino. Para el seleccionado de Lionel Scaloni si no gana, sería un disgusto muy fuerte. Francia ganó la Copa hace cuatro años, la selección argentina la última vez fue en 1986.

— ¿Qué diferencias existen entre la selección francesa y la argentina?

— Deschamps es un entrenador que lleva haciendo muy buena labor desde hace 10 años. Es un grupo que supo armar muy bien, elegir a los futbolistas indicados y creo un ambiente positivo. Se le nota que el equipo funciona desde el juego colectivo y están muy bien físicamente. En cambio, Argentina no te da una buena impresión, salvo cuando Messi está conectado o participa De Paul, por ejemplo. Pero Lautaro Martínez casi no juega, Di María lo hace poco tiempo. Cuando comparas un seleccionado con el otro, Francia es más fuerte para consagrarse campeón del mundo.

— Disputó el Mundial 86 con el seleccionado galo. Vio jugar a Maradona en México. ¿Observa un parecido entre el Messi actual y el Diego de ese momento?

— No, no hay similitudes. Por más que Messi gane en mundial, no será igual que Maradona, estará un escalón por debajo de Diego que será siempre el número uno, ya que se lo ganó con su estilo, fuerza y calidad. Messi, en cambio, juega cerquita del área. Pelusa podía cogerte el balón de área a área y podía driblear como lo hizo ante Inglaterra. Lionel es talento puro como lo fue en el Barcelona. Ganó la Copa América, pero Diego hizo que Argentina se consagre campeón del mundo. En Napoli obtuvo la copa de la Liga y la de Italia. Maradona es Maradona y siempre será el número 1. En México 86 marcó diferencias y llevó a la Argentina a lo más alto en un futbol completamente diferente al actual.

 Alemao y Luis Fernández en cuartos de final del mundial 1986
Alemao y Luis Fernández en cuartos de final del mundial 1986

— ¿Quién viene mejor perfilado para la final, Mbappé o Messi?

— No se puede comparar, porque tienes a un chaval de 23 años que cuenta con toda la fortaleza, la fortaleza y capacidad para marcar diferencias. En cambio, Messi tuvo un año complicado con el PSG. Arrancó mal la temporada pero luego comenzó a jugar bien, encontró su juego y fue adquiriendo confianza. Uno dejará de estar en las miles del éxito, y el otro seguirá su carrera para convertirse en el nuevo Messi. No puedes quitar del medio a Lionel porque como Cristiano son jugadores que marcan diferencias. Ambos ganaron Balones de Oro. Messi quiere acabar con la selección argentina ganando el Mundial, y Mbappé está con ganas de ganarlo dos veces seguidas. Sí Mbappé gana otra vez la Copa del Mundo, ya habrá hecho mucho más que Messi en los Mundiales y se convertirá en el mejor jugador del mundo, sin dudas. Veo mejor a Kilian que a Lionel, pero el rosarino está teniendo buenas sensaciones con su equipo.

— ¿Messi renovará el año que viene su contrato con el PSG?

— Es el deseo de la gente y de los directivos que llevan adelante el club. Depende mucho de cómo acabe el jugador la temporada. Primero, mucho tiene que ver con cómo termine su participación en Qatar 2022 y su estado de ánimo. Luego, habrá que ver que objetivo se propone para el año siguiente. Si quisiera ganar la Liga de Campeones, el club ideal para hacerlo sería el PSG, y de esta manera, podría renovar su contrato. Pero si no, hay muchas chances de que vuelva al Barcelona. Su futuro es incierto.

— ¿Qué recuerda de su paso por la selección francesa?

— Me quedó una buena sensación porque fui parte de una generación muy buena de jugadores galos. Me ayudaron a cumplir el sueño de ser grande como futbolista. Es el mismo grupo que finalizó entre los mejores cuatro en España 82, y al final de la temporada ingresé para ganar la Copa de Oro de ese mismo año que fue el primer título para una selección francesa. Marcamos historia en el fútbol. En México 86 acabamos terceros, fue una Copa muy buena y elimínanos a Brasil, una de las potencias del mundo.

— ¿Qué se sienta al jugar un Mundial?

— Es algo especial, porque si disputas una Copa del Mundo debes tener la fuerza y la capacidad necesaria para representar a tu país. Tienes que saber que juegas para un país, no para un equipo. Es muy fuerte para un futbolista que un país este apoyándote. Toda esa gente está esperando de que ganes la copa para darles una alegría.

— ¿El actual seleccionado francés es el mejor de la historia por haber ganado hace cuatro años el mundial y mantenerse entre los dos mejores del mundo en Qatar 2022?

— Creo que tanto nuestro seleccionado de 1986 como el actual son distintos. Cada uno tiene, y tuvo, su calidad de jugadores y carácter de juego. Los del ‘86 fuimos los padres de los que ganaron la copa del mundo en 1998. Y después estos fueron los que le marcaron el camino a los que lograron el título en el 2018. Así son las generaciones, todas distintas. Hoy, tienen a Mbappé y a Griezmann que marcan diferencias, nada más.

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo