El presidente Claudio Tapia, junto a Taraborrelli, en el salón del tercer piso de la AFA
El presidente Claudio Tapia, junto a Taraborrelli, en el salón del tercer piso de la AFA

"Sabiendo que he obrado de buena fe, he puesto mi renuncia a disposición como director del área Educación de AFA ante el presidente Tapia. Así corresponde y acataré la decisión que tome".

Con esas breves palabras en su cuenta en la red social Twitter, Alejandro Taraborrelli se ofreció como fusible ante el escándalo por el manual que distribuyó la AFA con consejos para seducir mujeres en el Mundial de Rusia.

La portada del manual distribuido por la AFA, al que luego le cercenaron las páginas de la polémica
La portada del manual distribuido por la AFA, al que luego le cercenaron las páginas de la polémica

Taraborrelli, ex presidente y actual vice de Talleres de Remedios de Escalada, tiene a su cargo el área de Educación, que a su vez depende de la Comisión de Deportividad, Responsabilidad Social y Sustentabilidad de la Asociación del Fútbol Argentino, cuyo titular es Javier Marín, vicepresidente de Acassuso, quien ayer participó de las reuniones en las que se analizó la situación, pero hasta el momento continúa en sus funciones.

Por la mañana, la AFA había emitido un comunicado en el que explicaba que el material repartido durante la charla sobre "idioma y cultura" que brindó el profesor Eduardo Pennisi "fue impreso erróneamente". La comunicación había sido firmada por el propio Taraborrelli.

Las sugerencias "para tener alguna oportunidad con una chica rusa" que se podían leer en el manual (luego cercenado por los organizadores) que recibieron los dirigentes, jugadores, entrenadores y periodistas que concurrieron al curso incluía frases como "las rusas ponen atención en si eres limpio, hueles bien y si vas bien vestido" o "a las chicas rusas no les gusta que las vean como objetos; muchos hombres, porque las mujeres rusas son hermosas, solamente quieren llevarlas a la cama".

Las repercusiones por su distribución dieron la vuelta al mundo.

SEGUÍ LEYENDO: