“Centu”, de 26 años, aguarda una definición sobre su futuro
“Centu”, de 26 años, aguarda una definición sobre su futuro

Ricardo Centurión volvió a protagonizar un escándalo en Racing: el pasado jueves se tomó a golpes de puño con Juan José Cáceres, juvenil categoría 2000 de la Reserva de la "Academia". Y la dirigencia del club, en consenso con el cuerpo técnico, tomó una decisión tajante respecto a su futuro inmediato, mientras negocia su salida a través de una cesión o una transferencia.

El mediocampista, de 26 años, fue licenciado, por espacio de 20 días, con posibilidad de renovar su vigencia. Y se entrenará de manera diferenciada, en un centro de alto rendimiento, lejos de los planteles de Primera y de Reserva. El costo de la contratación de los profesionales que realizarán su acondicionamiento correrá por cuenta del futbolista.

Con la determinación, Racing se asegura que un potencial incidente de Centurión no agitará en profundidad el clima interno de la institución, como sucedió con la pelea con el juvenil Cáceres. Y tampoco descuida el "capital" que representa Centurión, por el que la "Academia" le pagó al Genoa 4.000.000 de euros por el 70% de la ficha (el 30% restante todavía le pertenecía al club de Avellaneda).

Testigos del hecho del último jueves aseguran que el "Wachiturro" no había llegado en buenas condiciones al entrenamiento de la Reserva que orienta Juan Ramón Fleita. Y que una broma pesada que realizó encendió la chispa de la pelea.

Centurión se entrena con la Reserva desde el pasado 10 de febrero, cuando discutió con el director técnico Eduardo Coudet en el estadio Monumental, en plena derrota de Racing frente a River, por la Superliga. En aquella ocasión, había sido confinado al banco de suplentes y, cuando el entrenador decidió hacerlo ingresar (con el resultado 0-2 para la "Academia"), el mediocampista reaccionó mal y se pelearon ante las cámaras.

Desde entonces, quedó apartado de sus compañeros y, aunque hizo apariciones públicas para intentar reestablecer el vínculo con Coudet, no hubo vuelta atrás. "Conmigo no juega más", avisó el "Chacho". Y en la fiesta por el título en la Superliga, cuando Centurión fue nombrado por el conductor de la celebración, los hinchas respondieron con una estruendosa silbatina.

El incidente con Coudet que inició todo el conflicto

Racing hoy cuenta con tres sondeos de instituciones que preguntaron por Centurión.  Hay un club de Turquía interesado en los servicios del ex jugador de Genoa, San Pablo y Boca: se trata del Fenerbahce, una de las potencias de aquel país, con posibilidades económicas de comprar el pase. La duda es si Centurión quiere probar suerte en una cultura diferente, que requiere una adaptación particular.

También está la chance de que sea cedido a préstamo, para que, lejos del ruido que genera su presencia en Racing y de las tentaciones de Buenos Aires, pueda recotizarse. En ese contexto, suena con fuerza la posibilidad de una cesión al fútbol mexicano.

La tercera alternativa, aunque la Comisión Directiva de la "Academia" no quiera, está en Argentina. Desde Lanús consultaron sobre la posibilidad de sumarlo a préstamo. El DT del "Granate" es Luis Zubeldía, quien le dio un gran impulso a la carrera del "Wachiturro", cuando condujo a Racing. El mayor problema: el sueldo que percibe en Avellaneda, un número muy grande para el presupuesto de Lanús, que prefiere no excederse en sus cuentas.

Mientras aguarda certezas sobre su futuro y el campeón de la Primera División inicia su camino en la Copa de la Superliga, Centurión se entrenará en soledad.

SEGUÍ LEYENDO: