Sheila Stanolli se hizo famosa cuando ingresó semidesnuda al campo de juego del Gigante de Arroyito en el segundo tiempo del partido por la 15ª fecha de la Superliga que jugaron Rosario Central y River.

Por ese hecho, el Tribunal de Disciplina de la Asociación del Fútbol Argentino le aplicó una dura sanción al club rosarino. En su boletín número 5603, informó: "Se impone multa de la venta de 300 entradas por el término de tres fechas por el ingreso de mujer con torso desnudo al campo de juego".

Las entradas generales, que tiene un costo de $400, hacen que el valor total de la suma de la sanción que Rosario Central le deberá abonar a la AFA asciende a 360.000 pesos.

La mujer semidesnuda ingresó a los 8 minutos del segundo tiempo del partido de Rosario Central ante River. (Foto Baires)
La mujer semidesnuda ingresó a los 8 minutos del segundo tiempo del partido de Rosario Central ante River. (Foto Baires)

Además, en el mismo boletín, el Canalla fue amonestado por las bombas de estruendo que se lanzaron en la antesala del partido que el equipo local perdió por 2-0 frente a Tigre en el Gigante de Arroyito.

El pasado 14 de febrero, Rosario Central igualó 1-1 con River por la Superliga. Desde una de las tribunas, Stanolli saltó al campo, se quitó la remera, y comenzó a correr entre los futbolistas, provocando la sorpresa de los protagonistas y de todos los espectadores.

La mujer, con un bodypainting con los colores del Canalla (azul y amarillo) y Newell's (rojo y negro) en el torso, y pintada con los colores de River y Boca de la cintura para abajo, atravesó el campo a lo largo, llegó hasta el área que defendía el local y saludó repetidamente hacia las cabeceras. En su espalda llevaba pintado un mensaje de "no violencia".

Sheila Stanolli recibió el derecho de admisión y no podrá ingresar a los estadios del fútbol argentino. (Instagram)
Sheila Stanolli recibió el derecho de admisión y no podrá ingresar a los estadios del fútbol argentino. (Instagram)

Luego de perseguirla por varios metros, varios efectivos de seguridad lograron detenerla.

La joven de 29 años, personal trainer y confesa hincha de Rosario Central, fue sancionada por el área de seguridad en eventos deportivos del ministerio de Seguridad de la Provincia de Santa Fe.

A Sheila Stanolli le aplicaron el derecho de admisión y por un año no podrá concurrir a ninguna cancha del fútbol argentino.

Fanática de Central, intentó emitir un mensaje de no violencia (Télam)
Fanática de Central, intentó emitir un mensaje de no violencia (Télam)

Seguí leyendo: