Una imagen difundida por los canales oficiales de River en redes sociales encendió las alarmas y en poco tiempo la especulación se transformó en la noticia más inesperada: esta mañana Leonardo Ponzio le pidió a Marcelo Gallardo ser exigido para intentar jugar esta tarde la primera final de la Copa Libertadores ante Boca, en la Bombonera.

La foto que el Millonario dio a conocer a través de su cuenta en Twitter mostó un casillero vacío, solo uno, luego del trabajo de los utileros en el vestuario visitante de la cancha del Xeneize. Ese espacio habría quedado liberado ante la posibilidad de que, efectivamente, el mediocampista se agregara a última hora.

Los utileros de River dejaron un casillero vacío: ¿para Ponzio?
Los utileros de River dejaron un casillero vacío: ¿para Ponzio?

En cuanto a Ponzio, el jugador se entrenó esta mañana en el estadio Monumental, donde River pernoctó a la espera de la confirmación del desarrollo del partido tras las dudas por las inclemencias del tiempo, y le pidió al Muñeco ser considerado para el partido de esta tarde pese a que apenas pasaron 12 días del desgarro grado uno que sufrió en la vuelta de las semifinales con Gremio que el Millonario jugó en Brasil.

En la última práctica del plantel del Millonario, el capitán decidió moverse a la par de sus compañeros y respondió bien. De esta manera le comunicó a Gallardo que está a disposición y aunque el técnico considera demasiado arriesgado utilizar a Ponzio en el equipo titular, podría disponer su presencia en el banco de los suplentes.

(AFP)
(AFP)

La recomendación del cuerpo médico de River es que el futbolista no juegue esta tarde porque aún no se cumplieron los 14 días mínimos recomendados para el tipo de lesión que padeció y por el estado del campo de juego de la Bombonera tras los más de 100 milímetros de lluvia que ayer se precipitaron sobre la Ciudad y alrededores, y que obligaron a reprogramar el partido para hoy.

El cuerpo técnico sabe que es una decisión arriesgada la de exigir a Ponzio esta tarde por lo que se lo preservará para la revancha de la final, a disputarse el sábado 24 de noviembre en el estadio Monumental. La decisión definitiva será, sin embargo, de Marcelo Gallardo.

Seguí leyendo: