Walter Kannemann arrancó con el pie izquierdo esta temporada en el Brasileirao: a pesar de que su equipo triunfó como visitante ante el Cruzeiro, vio la roja y se perdió los duelos contra el Atlético Paranaense y el Botafogo. Pero el Tribunal de Disciplina estudia su caso por la protesta desmedida tras su expulsión y podría recibir hasta 12 partidos de sanción.

El defensor argentino barrió de forma temeraria al mediocampista uruguayo Giorgian De Arrascaeta, que estaba por entrar al área tricolor, y recibió la roja directa por parte del árbitro Rodolpho Toski Marques. Fue el pasado 14 de abril.

Más tarde, el ex San Lorenzo estuvo varios segundos recriminándole su decisión y, antes de salir de la cancha, también increpó al cuarto juez ante las cámaras, afirmando que había ido a disputar el balón.

La nueva sanción para Kannemann se puede llegar a hacer efectiva justo antes del clásico de Porto Alegre frente al Inter, por la quinta jornada del campeonato brasilero.

SEGUÍ LEYENDO