Gustavo Petro afirmó que en su primer año de Gobierno fueron incautadas más de mil toneladas de cocaína

El presidente afirmó en su discurso del 7 de agosto que el decomiso de 573 toneladas de cocaína en sus 12 meses de mandato es la mayor “en toda la historia en un periodo similar

Guardar

Nuevo

El presidente de la República también habló sobre las labores de interdicción lideradas por la fuerza pública en su primer año de mandato.
Presidencia.
El presidente de la República también habló sobre las labores de interdicción lideradas por la fuerza pública en su primer año de mandato. Presidencia.

En medio de su tendido discurso de primer año al frente de la presidencia de la República, Gustavo Petro no solo habló de las reformas y políticas como la de Paz Total; sino que también hizo mención a las labores de interdicción adelantadas en sus primeros 12 meses de Gobierno a cargo de las Fuerzas Militares y de Policía.

En ese sentido, realizó un balance calificado como positivo con respecto a la lucha contra el narcotráfico. Dijo que desde el 7 de agosto de 2022 (día de su posesión), las autoridades incautaron 1.100 toneladas de narcóticos. Dicha cifra la componen 64 toneladas de pasta base de cocaína; 605 toneladas de clorhidrato de cocaína; 429 de marihuana, 1.4 de bazuco y 265 kilos de heroína.

Sumado a eso, el jefe de Estado sostuvo que la política de drogas que quiere implantar en el país estará centrada en atacar a los grandes capos del narcotráfico sin afectar a los eslabones más débiles de la cadena de esta actividad: los campesinos cultivadores y consumidores de estas sustancias. En esa línea, también entregó cifras relacionadas con la destrucción de laboratorios de procesamiento.

“Hemos perseguido a los grandes eslabones del narcotráfico, incautado 1.100 toneladas de cocaína y aumentamos la destrucción de laboratorios para el procesamiento de droga en un 16 % con respecto al período anterior”, sostuvo el presidente desde el Puente de Boyacá. También dijo que la incautación de 573 toneladas de cocaína en su primer año de mandato es la mayor “en toda la historia en un periodo similar”.

Al igual que ante organismos internacionales y diálogos sociales, el presidente se refirió al “fracaso” de la actual lucha contra las drogas y planteó la necesidad de instaurar la propuesta por el Gobierno nacional en cabeza de entidades como el Ministerio de Justicia.

El presidente estuvo acompañado por su gabinete ministerial, la cúpula militar y parte de su familia.
Presidencia.
El presidente estuvo acompañado por su gabinete ministerial, la cúpula militar y parte de su familia. Presidencia.

“Hemos propuesto una política nacional de drogas que nos permita transitar de la guerra contra las drogas, hoy fracasada, a la protección de la vida”, agregó Petro. También explicó que este mecanismo pretende ofrecer alternativas económicas de sustitución a familias campesinas que dependen en gran medida del cultivo de hoja de coca con fines ilícitos.

En su discurso, detalló que en su primer año en la presidencia lograron la captura de 9.030 integrantes de grupos armados ilegales y que fueron registrados 290 combates entre la fuerza pública y actores irregulares tanto en zonas rurales como urbanas. Resaltó que los feminicidios presentaron una disminución del 29,7% al igual que los delitos sexuales y que, sumado a eso, en 40 municipios del país no se presentaron casos de homicidio durante su primer año de Gobierno.

El presidente también se refirió a la Paz Total como una de las banderas de su mandato, los avances en los diálogos con el ELN, los acercamientos con disidencias de las antiguas Farc y la instalación de mesas sociojurídicas en Buenaventura (Valle del Cauca), Medellín y Quibdó. “El Gobierno del cambio está empeñado en convertir a Colombia en potencia mundial de la vida, por eso estamos hablando con los grupos armados”, aseguró al mencionar este tema.

El alto comisionado para la Paz, Danilo Rueda, habló en diálogo con El Espectador sobre la posibilidad de que exista un cese al fuego multilateral con organizaciones ilegales que se acojan a diálogos de paz y sometimiento a la justicia. Con respecto al acordado con el ELN, Rueda sostuvo que el Mecanismo de Veeduría y Monitoreo está en permanente revisión en caso de que se presenten incumplimientos del ELN y la fuerza pública.

También dijo que podría haber un reconocimiento político a la Segunda Marquetalia, disidencia al mando de Iván Márquez, a pesar de que buena parte de sus integrantes traicionaron el Acuerdo Final de Paz y no hicieron parte de los mecanismos de reincorporación.

Guardar

Nuevo