El año pasado Vidal visitó al peronista Mario Ishii en José C. Paz
El año pasado Vidal visitó al peronista Mario Ishii en José C. Paz

La gobernadora María Eugenia Vidal visita una vez por semana los lugares donde hay más votos desencantados. Y una vez por semana conversa con unos 30 o 50 vecinos.

Hay, dicen, mucha descarga emocional que una vez expresada por los vecinos es contrarrestada con argumentos, listas de obras y explicaciones del equipo de la gobernación y la gobernadora misma.

Pero además Vidal, que ha hecho visitas sorpresa (y sigue haciendo) a hospitales y otros lugares públicos, también está dando otra vuelta más a los 135 municipios. Aunque en los distritos peronistas puso candidatos que la representan (varios integran su gabinete), ella conversa con los intendentes del lugar. De los peronistas hasta ahora sólo hubo dos que no quisieron recibirla, son dos de los más K: Mario Secco de Ensenada y Pablo Zurro de Pehuajó.

Zurro se presenta a sí mismo como intendente "kirchnerista" y tan identificado está con Cristina Fernández y sus políticas que este verano empezó a entregar los "kits pehuajitos" para los y las bebés de su ciudad,  similares a los que entregaban la ex Presidenta en el plan Qunitas junto a su ministro Daniel Gollán. El nuevo kit K tiene un catre en lugar de una caja cuna y además bolso y cambiador, mantas, babero, gorro, pantalón y batita, bodies (manga corta y larga), toalla, babitas, medias, algodón, toallitas húmedas, óleo calcáreo, pañales, termómetro digital, mamaderas y chupete, mordillo-sonajero, y un libro con información sobre la maternidad y la primera infancia.