Hasta hace dos días había un rumor, que Silvina García Larraburu podía encabezar una fórmula en el 2019 junto con el ex intendente de San Antonio, hombre de Miguel Ángel Pichetto.

Precisamente la barilochense llegó al Senado nacional junto con Pichetto y aunque lo criticó a fin del año pasado se quedó con él en el bloque. Cuando Cristina Kirchner juró como senadora nacional se fotografiaron juntas pero cuando se conformaron los bloques, eligió a su par rionegrino.

Hasta ayer.

El dato en la noche del miércoles agitó a los dirigentes políticos rionegrinos, de distintos sectores, no tan sorprendidos con el juego de ambas damas.

La ex Reina Nacional de la Nieve (electa por San Carlos de Bariloche en el año 1986) anunció su pase al bloque FPV-PJ, presidido por Marcelo Fuentes. Pero hay algo más. Ahora Pichetto se queda con un bloque Justicialista de 24 senadores, Cristina con 9 y Cambiemos gana porque pasa a ser primera minoría con 25.

García Larraburu venía coqueteando, dicen, hace un tiempo. Y mantuvo este miércoles una reunión con Cristina Kirchner con quien habló sobre  la situación política y económica de la provincia del Río Negro, de inflación y tarifazos.

Al hacer pública su decisión, la mujer citó a Perón: "Decía que el que tiene una responsabilidad 'tiene que exponerse; el que quiere éxitos mediocres, que no se exponga nunca; y si no quiere cometer ningún error, lo mejor es que nunca haga nada". Sus palabras también me ayudan a tomar esta difícil decisión. Tengo claro que debo ser leal a mi patria, después al movimiento popular y finalmente a los hombres. Así, después de una profunda y honesta reflexión, he resuelto incorporarme al Bloque FPV-PJ a fin de entregar desde allí todos mis empeños para contribuir al bien de nuestra Patria y el de mi provincia", sostuvo.

Algunos antecedentes para entender: Pichetto no la quería mucho y en el 2015 ella era más cristinista que sciolista, lo que molestaba al senador; el intendente de General Roca, Carlos Soria, quiere ser gobernador y comanda el peronismo, no se lleva bien con García Larraburu pero ahora la barilochense tiene madrina política. Y a modo de especulación, como la veían en medio de Cristina y Pichetto, hay quienes atribuyen el rumor sobre una posible candidatura a una estrategia del jefe del bloque del PJ para medir su reacción.