En un evento organizado por el Rotary Club, Domingo Cavallo sorprendió al público que lo escuchaba. Fue cuando invitó al Presidente del Banco Central de la República Argentina, Federico Sturzenegger, a acompañarlo a Perú "para ver cómo funciona la convertibilidad peruana". La ventaja, dijo en el céntrico hotel en el que disertó, "es que no es un tipo de cambio fijo como era nuestra convertibilidad, sino flexible, donde el Sol y el Dólar fluctúan y hay solo dos monedas". El ex ministro de Economía describió a Perú como "la vedette de la región desde que Fujimori instaló esta especie de sistema de convertibilidad en ese país". Aunque no estaba presente su invitado, propuso "viajar a Perú para ver cómo funciona un país en serio". Además Cavallo pidió a quienes lo seguían atentamente que lean el libro de Juan Bautista Alberdi para entender cómo se organiza un país en serio.