Restricciones a la carne: la Mesa de Enlace no acordó con los autoconvocados la realización de un paro

Ayer hubo una reunión por zoom entre las partes y pasaron a un cuarto intermedio para la semana que viene. Habrá contacto con las bases, reuniones con integrantes de la cadena de ganados y carnes. Más criticas a la presión impositiva del Gobierno hacia el sector

Los dirigentes de la Mesa de Enlace. (Franco Fafasuli)
Los dirigentes de la Mesa de Enlace. (Franco Fafasuli)

Tras el pedido de los productores autoconvocados, que se reunieron en Asamblea Multisectorial el lunes pasado en el distrito cordobés de Bell Ville de consensuar con la Mesa de Enlace la realización de un cese de comercialización, los presidentes de las cuatro entidades del campo se reunieron ayer por la tarde con los representantes de los autoconvocados durante más de dos horas y media y no lograron un acuerdo para iniciar en lo inmediato una medida de fuerza para expresar el enorme malestar que hay en el interior productivo por la política que lleva adelante el Gobierno de Alberto Fernández. Se decidió pasar a un cuarto intermedio para la semana que viene. Mientras tanto habrá contacto con las bases y reuniones con diferentes sectores.

Un dirigente de segunda línea de la Mesa de Enlace comentó a este medio que la reunión de ayer tuvo momentos de tensión, ya que hay posiciones diferentes en relación a la realización de manera inminente un cese de comercialización, porque hay sectores que ya están afectados por las restricciones oficiales a la exportación de carne vacuna, y esa medida profundizaría sus problemas.

Y a todo esto la dirigencia “no quiere quedar ante el Gobierno, en medio de la campaña electoral, como que la medida de fuerza tiene intencionalidad política. Nosotros buscamos el bienestar del sector agropecuario y del país, solamente eso”, dijo una fuente cercana a la Mesa de Enlace.

Según pudo saber este medio, la Mesa de Enlace decidió fortalecer su presencia en el interior del país, para conocer la opinión de los productores y empezar a definir los pasos a seguir. Ya está en agenda de los dirigentes un recorrido a realizar mañana por Entre Ríos, la semana que viene por Salta y el sábado 21 del presente mes, participarían en la ciudad bonaerense de Olavarría, de la realización de un “Consejo Directivo Abierto” convocado por la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (CARBAP), al que asistirán no solamente las rurales de la entidad, sino también otros sectores de la cadena de ganados y carnes afectados por las medidas oficiales.

Por otro lado, el miércoles próximo en el predio de la Sociedad Rural Argentina en el barrio porteño de Palermo, se desarrollará un almuerzo del que participarán los dirigentes de la Mesa de Enlace, integrantes del Consorcio Exportador ABC y otras entidades de la industria frigorífica exportadora, los consignatarios de hacienda y serán invitados los gremios de la carne, entre otros sectores. La idea es enviar al Gobierno de Alberto Fernández un mensaje de que el impacto de las restricciones a las exportaciones es muy negativo, y que se necesita revertir el panorama que no solamente afecta a la cadena de ganados y carnes, sino también a los consumidores, ya que con las medidas que aplicó el gobierno desde el 20 de mayo pasado, el precio de la carne al mostrador recién registró una leve baja de casi un 1% el mes pasado, según detalló ayer el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA).

Otra de las alternativas que estudiaría la Mesa de Enlace para expresar el malestar que hay en el sector, es la realización de una jornada de concientización a la población en redes sociales y en otros ámbitos, con el objetivo de explicar cuáles son los cortes vacunos que se exportan y por qué los mismos no se consumen en el mercado interno, y también mostrar los efectos de las medidas del Gobierno que afectan a la cadena y a los consumidores. En este último punto, hacer hincapié en la elevada presión impositiva que está muy presente en el precio final de los alimentos.

Productores autoconvocados se reunieron el pasado lunes en Bell Ville.
Productores autoconvocados se reunieron el pasado lunes en Bell Ville.

A todo esto los autoconvocados también tendrán puertas adentro un debate sobre los pasos a seguir, donde hay diferentes posiciones: hay sectores que alientan una medida de fuerza en lo inmediato, y otros que apuestan a una estrategia consensuada con la Mesa de Enlace. Y también se trabaja para aprovechar lo que generó el acto multitudinario del pasado 9 de julio en la ciudad bonaerense de San Nicolás, de sumar a otros sectores de la economía que también sufren el efecto negativo de las políticas del Gobierno del Frente de Todos. “El desafío que tenemos es cómo podemos organizar con cada uno de esos sectores una estrategia en común, para que el mensaje de malestar hacia el Gobierno tenga más contundencia”, dijo a este medio un productor autoconvocado que ayer participó de la reunión con la Mesa de Enlace.

Presión impositiva

Los autoconvocados, además, insisten con el reclamo al Gobierno de eliminar o bajar los impuestos de los productos de la canasta básica. Desde hace tiempo el campo viene advirtiendo sobre la elevada presión impositiva que debe hacer frente, que se expresa fundamentalmente a través de las retenciones a las exportaciones agropecuarias, y la alta presencia del Estado a través de los impuestos en el precio final de los alimentos, donde diferentes estudios realizados señalaron que es baja la incidencia que tienen los precios internacionales de los granos y el sector de la producción en los valores de los alimentos.

En relación a la presión impositiva, hoy los dirigentes de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) manifestaron su preocupación por las propuestas electorales de algunos precandidatos a las próximas primarias, que plantean la necesidad de aumentar los impuestos. Sin hacer mención en el documento, el cuestionamiento fue para la precandidata a diputada nacional por el Frente de Todos por la provincia de Buenos Aires, Victoria Tolosa Paz, quien en las últimas horas planteó “la importancia de modificar la matriz impositiva de la Argentina para aplicar una “presión más fuerte sobre las grandes empresas” y ayudar a las Pymes y a los sectores desprotegidos”. Luego aclaró que la sacaron de contexto.

Sin embargo desde CRA, señalaron: “Si quienes se postulan a ocupar cargos en el Congreso de la Nación quieren trabajar en buscar soluciones, escuchen y comprendan al entramado socioeconómico del presente y advertirán que tanto la presión fiscal como el régimen laboral, son las determinantes para que no podamos recuperar la fuerza empresaria que requiere el presente”.

Y agregaron: “Las pymes se funden, día a día, las empresas más grandes se marchan del país, es tiempo de mirar lo que realmente sucede y no de generar expectativas falsas sobre un futuro que jamás llegará ahogando al sector productivo privado”. Por último, reclamaron “conocimiento y responsabilidad al momento de realizar ofertas electorales, destinadas estas, a debilitar, aún más, la débil estructura productiva, que ha resistido a la pandemia, a la voracidad fiscal y a la inoperancia política”.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR