El partido de Lula defendió a los representantes de la dictadura de Maduro en Brasil: interpuso un recurso ante el Tribunal Supremo

Los funcionarios chavistas en Brasilia dejaron de ser reconocidos como diplomáticos en septiembre de 2020 por el gobierno de Jair Bolsonaro, que sólo reconoce a los designados por Juan Guaidó

Luiz Inácio Lula da Silva (REUTERS/Amanda Perobelli/Archivo)
Luiz Inácio Lula da Silva (REUTERS/Amanda Perobelli/Archivo)

El Partido de los Trabajadores (PT), que lidera el ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, presentó este miércoles un recurso para que la Corte Suprema obligue al Gobierno de Jair Bolsonaro a suspender su “hostilidad” hacia los diplomáticos venezolanos nombrados por Nicolás Maduro.

Los funcionarios nombrados por Maduro para la embajada de Venezuela en Brasilia dejaron de ser reconocidos como diplomáticos en septiembre de 2020 por el Gobierno brasileño, que considera como los verdaderos representantes del vecino país a los designados por el presidente encargado Juan Guaidó.

Además de desconocer su estatus diplomático, el Gobierno brasileño les pidió a los representantes de Maduro que legalizaran su situación migratoria en Brasil si querían permanecer en el país.

El Gobierno también los declaró como “personas no gratas” y llegó a amenazar con expulsarlos del país.

En defensa de estos diplomáticos, el PT, considerado el mayor partido de izquierda de América Latina, presentó un recurso ante el Supremo Tribunal Federal en que calificó como inconstitucionales todos los actos del Gobierno por su intento de injerencia en asuntos de otro país.

Según la formación progresista, tales ataques violan el artículo de la Carta Magna que establece el principio de no intervención en otras naciones.

Nicolás Maduro
Nicolás Maduro

Ante tales actos “inconstitucionales”, el PT le pidió a la máxima Corte que, mediante una cautelar, suspenda “todo y cualquier acto de hostilidad al cuerpo diplomático venezolano que pueda ser practicado por el Gobierno por su no reconocimiento a la legitimidad del Gobierno de Nicolás Maduro”.

En su recurso, la formación alega que el Gobierno de Bolsonaro viene colocando a Brasil en ruta de choque con otras naciones por su alineamiento automático a Estados Unidos.

“Uno de los ejemplos más evidentes fue el reconocimiento del autodenominado presidente Juan Guaidó en Venezuela, pese a que Nicolás Maduro había sido vencedor de las elecciones internas en ese país”, alegó en su documento el partido que gobernó Brasil entre 2003 y 2016, primero con Lula (2003-2010) y luego con Dilma Rousseff (2011-2016).

Según el PT, tras desconocer la legitimidad del régimen de Maduro, al que califica de dictador, Bolsonaro ha perseguido a los diplomáticos venezolanos, a los que declaró como personas no gratas y llegó a exigir que abandonaran el país en plena pandemia del COVID-19.

“Recientemente el Ministerio de Relaciones Exteriores les retiró sus credenciales y le pidió a la Policía Federal que los investigue por el crimen de falsedad por seguir practicando actos consulares”, afirmó el Partido de los Trabajadores.

(Con información de EFE)

SEGUIR LEYENDO: