Evo Morales junto a Nicolás Maduro en febrero de este año (REUTERS)
Evo Morales junto a Nicolás Maduro en febrero de este año (REUTERS)

El mandatario venezolano, Nicolás Maduro, expresó este miércoles en conferencia de prensa que estuvo “en contacto en las últimas horas” con su par boliviano Evo Morales. “Quiero expresar toda la solidaridad con el pueblo de Bolivia y el presidente reelecto. Ha denunciado que está en marcha un golpe de estado con apoyo internacional. Es un golpe de estado anunciado, cantado y derrotado. El pueblo boliviano derrotará la violencia”, manifestó.

“Pretenden destruir la democracia boliviana y al presidente Evo Morales. Hay una conspiración, una conjura contra Evo. Han llamado a la violencia. Nosotros hemos sufrido situaciones parecidas. Han quemado sedes del organismo electoral para desaparecer las pruebas de la votación. Nosotros sabemos cómo actúa la derecha cuando viene con su odio”, continuó el dictador chavista en diálogo con la prensa.

Por último, dijo: “Llamamos a todos los líderes humanistas y democráticos del mundo, a todos los movimientos sociales, a acompañar en este momento difícil a Evo Morales, alzar la voz contra el golpe de estado”.

En tanto, el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA) se reúne este miércoles en una sesión extraordinaria en el Salón Simón Bolívar de la sede del organismo en Washington para considerar “la situación en Bolivia”, de acuerdo a la solicitud de las Misiones Permanentes de Brasil, Canadá, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos y Venezuela.

La misión de observación electoral de la OEA en Bolivia informó que 92 expertos y observadores fueron desplegados el domingo pasado en todos los departamentos del país y que, el día de la elecciones, constataron “con satisfacción la alta participación”.

Sin embargo, señaló distintas irregularidades en el proceso, como por ejemplo la cadena de custodia del material electoral, que “no se implementó de manera homogénea”, y el almacenamiento, que “no contó con la custodia pertinente”.

“Al momento de la elaboración de este informe el conteo no ha finalizado. La misión pudo constatar que hubo principios electorales vulnerados. Es alarmante la renuncia del vicepresidente del Tribunal Supremo Electoral (Antonio Costas) porque debilita la confianza del organismo”, señaló la misión.

Por último, concluyó que “los resultados de una elección deben ser creíbles para toda la población, no solo para un sector”.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS: