Medina fue herido el 26 de abril cuando iba a buscar a su hermano, que se encontraba en una protesta en el sector Santa Clara, avenida Circunvalación, en Maracaibo, Zulia.

Según el diario El Nacional, hasta el momento no se sabe quiénes son los responsables de disparar contra el joven. Los vecinos le atribuyen a la policía del Zulia la acción, mientras que otros, a grupos civiles armados.

"Todos corrieron cuando llegaron unos policías a pie y de repente se escucharon disparos. Y cuando lo buscamos a él, lo vimos que estaba tirado en el piso", dijo su mamá, Nairobi Romero, en declaraciones al diario Panorama.

La Patilla informó que el joven recibió un impacto de bala en el abdomen. Fue trasladado al Hospital General del Sur, donde fue operado. 

Continúan las protestas

La oposición exige llamar a elecciones generales. Sin embargo, Maduro presentó el miércoles, ante el Poder Electoral, el decreto de convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente, que según sus adversarios busca eludir los comicios de gobernadores y alcaldes este año y las presidenciales en 2018.

Maduro sostiene que la Constituyente permitirá "reconciliar" al país y frenar lo que llama la "arremetida de la derecha opositora", que según él busca derrocarlo y propiciar una intervención de Estados Unidos para apropiarse de la riqueza petrolera del país sudamericano.

El mandatario asegura que su proyecto busca "reforzar" la Constitución impulsada por el fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013) para profundizar la revolución y que será una Constituyente "popular" y no "de élites ni partidos".

Según el chavista, estará integrada por 500 asambleístas, una mitad elegida por sectores sociales y la otra por circunscripción municipal, lo cual —según expertos— hará que el voto no sea universal.

"No vamos a aceptar el fraude madurista. No nos vamos a dar con la misma piedra con sus convocatorias para que nada cambie, ellos sigan en el poder y el país se siga destruyendo", declaró el líder opositor Henrique Capriles.

La oposición asegura que esa iniciativa consolida el "golpe de Estado" que, según dice, inició cuando el máximo tribunal de justicia asumió temporalmente, a fines de marzo, las funciones del Parlamento, único poder público que controla.

LEA MÁS: