Congresistas se contagian en medio de denuncias de trabajadores del Parlamento que están siendo obligados a ir

La última en infectarse de la COVID-19 fue María del Carmen Alva, congresista de Acción Popular y presidenta del Parlamento.

Congresistas se siguen contagiando de COVID-19. Foto: Andina
Congresistas se siguen contagiando de COVID-19. Foto: Andina

Actualmente, en el Perú siguen los contagios en aumento por la variante ómicron en el Perú de la COVID-19. Ante esto, el Congreso de la República había tomado medidas para evitar contagios en las sesiones parlamentarias, algo que no se estaría cumpliendo, sobre todo, después que muchos políticos se hayan infectado del virus.

La última contagiada fue María del Carmen Alva, congresista de Acción Popular y presidenta del Congreso de la República. Anunció que había dado positivo al virus en una prueba de antígenos y que, ante ello, debía suspender las actividades y compromisos pactados. Además, contó que cuenta con las tres dosis de inmunización.

“Me tomé una prueba antígena y he dado positivo a COVID-19. He suspendido todas mis actividades programadas a la espera del resultado de la prueba molecular. Cuento con las 3 vacunas. Seguiré todas las indicaciones médicas manteniendo el aislamiento respectivo”, escribió.

Esto, sin embargo, llama la atención porque, según la Mesa Directiva, los congresistas no vacunados se deben limitar a participar de manera virtual, pero los trabajadores del Congreso denunciaron que los obligan a ir al Parlamento, incluso estando infectados.

El último martes, el periodista Martín Hidalgo de El Comercio indicó, a través de su cuenta de Twitter, que muchos empleados del Congreso lo estaban llamando porque los estaban obligados a asistir presencialmente “Incluso hay bancadas donde, a pesar de que un trabajador dio positivo a COVID-19, se niegan a que todo el equipo realice aislamiento”, expuso.

Los parlamentarios acusados -de quienes no se ofrecieron los nombres- han pedido a sus trabajadores que no digan que han dado positivo porque sino les descontarán sus bonos de alimentación por no asistir de manera presencial.

Pese a que los empleados se han quejado con Recursos Humanos del Congreso de la República sobre su situación, la labor administrativa incumple, pues la única respuesta que reciben es que “depende de cada congresista”.

MEDIDAS DEL CONGRESO

El pasado 4 de enero, el ministro de Salud, Hernando Cevallos, confirmó al Congreso que ya comenzó la tercera ola del coronavirus en el Perú en una cita reservada de la Comisión Especial Covid-19 en el hemiciclo, lo cual fue confirmado por el congresista Alejandro Muñante, miembro de dicho grupo de trabajo.

“El ministro de Salud nos ha confirmado, a la comisión,que estamos iniciando formalmente la tercera ola del coronavirus. Esto va a generar que se emitan nuevas restricciones. El Centro Nacional de Epidemiología, Prevención y Control de Enfermedades va a emitir esta alerta”, señaló el parlamentario de Renovación Popular

Para que la propagación de la COVID-19 no interrumpa en el Congreso, María del Carmen Alva, quien ahora se encuentra contagiada dispuso nuevas medidas para implementar, entre las que se encontraban que los despachos parlamentarios “mantengan el trabajo semipresencial de manera escalonada”, pero, sobre todo, priorizando el trabajo remoto.

Además, solo podían ingresar al Parlamento aquellos congresistas que tengan las dosis completas y el uso de las mascarilla es obligatoria, algo que se estableció en diciembre pasado cuando la congresista Sigrid Bazán se contagió.

“Se han instalado dos podios para las intervenciones de congresistas, ya no lo harán desde sus escaños”, dijo Alva.

En el caso del ingreso al Pleno, solo dos asesores por cada bancada pueden entrar; la misma cantidad de personas cuando se hagan las comisiones de trabajo.

“Las puertas permanecerán abiertas para mantener una buena ventilación. Se realizará un receso de 15 minutos tras dos horas de debate”, sostuvo.

Sin embargo, el último viernes que fue la última actividad de la presidenta del Congreso, algunos parlamentarios como Enrique Wong y Patricia Chirinos no respetaron los protocolos de bioseguridad designados por la Mesa Directiva.

Wong, de Podemos Perú, se retiró la mascarilla al momento de su intervención mientras que Chririnos, de Avanza País, fue captada con la mascarilla debajo de la nariz.

Otro tema que no están cumpliendo los congresistas es el horario que habían establecido en las sesiones del Pleno que, supuestamente, se desarrollarían hasta las 8:00 p.m., sin embargo, en el último encuentro donde estuvo Alva, esta reunión se dio hasta las 11:00 p.m.

Estos son todos los congresistas que se han contagiado hasta el momento:

María del Carmen Alva (Acción Popular)

Jaime Quito (Perú libre)

Elizabeth Taipe (Perú Libre)

Alejandro Aguinaga (Fuerza popular)

Juan Lizarzaburu (Fuerza popular)

Hernando Guerra García (Fuerza Popular)

Rosselli Amuruz y Diana Gonzales (Avanza País)

Diana Gonzales (Avanza País)

Rosselli Amuruz (Avanza País)

Sigrid Bazán (Juntos por el Perú-JPP)

Guillermo Bermejo (Perú Democrático)

Gladys Echaíz (Alianza Para el Progreso-APP)

Héctor Acuña (Alianza Para el Progreso-APP)

Alejandro Soto Reyes (Alianza Para el Progreso-APP)

Alejandro Cavero (Avanza País)

SEGUIR LEYENDO


MÁS LEIDAS AMÉRICA

TE PUEDE INTERESAR