La inflación en el Reino Unido alcanzó el 2,1% en mayo, su nivel más alto desde 2019

La Oficina Nacional de Estadísticas británica informó que el aumento de los precios, alimentado por la reapertura de la economía, fue impulsado principalmente por la indumentaria y el combustible

Foto de archivo de personas caminando con mascarillas en Oxford Circus, en Londres, Reino Unido. REUTERS/Simon Dawson
Foto de archivo de personas caminando con mascarillas en Oxford Circus, en Londres, Reino Unido. REUTERS/Simon Dawson

La inflación en el Reino Unido se aceleró al 2,1% interanual en mayo, superando el umbral del 2% por primera vez desde julio de 2019, anunció este miércoles la Oficina Nacional de Estadísticas (ONS) británica.

El aumento de los precios, alimentado desde hace varios meses por la reapertura de la economía, fue impulsado principalmente el mes pasado por la indumentaria y el combustible, subrayó la ONS.

El aumento fue liderado por los precios de los combustibles, que cayeron el año pasado, pero que han subido este año, debido al aumento de los precios del crudo. Los precios de la ropa también agregaron presión al alza ya que la cantidad de descuento bajó en mayo”, afirma el comunicado de la agencia gubernamental.

Foto de archivo de una estación de servicio. REUTERS/Mike Blake
Foto de archivo de una estación de servicio. REUTERS/Mike Blake

La inflación se aceleró con bastante fuerza desde marzo, lo que coincide con el inicio del levantamiento de las restricciones aplicadas a principios de año para frenar una nueva ola de la pandemia de coronavirus.

Desde el 17 de mayo, los pubs y restaurantes pueden servir a los clientes en el interior de sus instalaciones. Los comercios no esenciales pudieron reabrir en abril.

Sin embargo, el gobierno británico se vio obligado a postergar un mes la aplicación de la última flexibilización, que estaba prevista para el 21 de junio, a raíz del aumento de los contagios de la variante Delta de coronavirus en el país.

FOTO DE ARCHIVO: La gente visita el Stables Market, en medio del brote de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Camden, Londres, Gran Bretaña, el 19 de septiembre de 2020. REUTERS / Henry Nicholls
FOTO DE ARCHIVO: La gente visita el Stables Market, en medio del brote de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Camden, Londres, Gran Bretaña, el 19 de septiembre de 2020. REUTERS / Henry Nicholls

La pandemia había asestado un golpe muy duro a la economía británica, de modo tal que la inflación fue de 0,2% en agosto de 2020, su nivel más bajo desde 2015.

Ahora, la inflación recupera su impulso y se mueve en torno al 2%, la meta establecida por el Banco de Inglaterra (BoE).

(Con información de AFP y Europa Press)

SEGUIR LEYENDO: