Cuáles son las restricciones que impuso Pedro Sánchez y provocaron la ruptura total entre Madrid y La Moncloa

El gobierno central endureció las medidas para contener los rebrotes en la capital española a pesar de la negativa de Isabel Díaz Ayuso, presidenta comunal, que anticipó que recurrirá a la Justicia

Pedro Sánchez junto a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, tras firmar en el libro de visitas de la comunidad antes su reunión en la sede de la Presidencia regional, en Madrid (España), a 21 de septiembre de 2020 (EUROPA PRESS/J. Hellín)
Pedro Sánchez junto a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, tras firmar en el libro de visitas de la comunidad antes su reunión en la sede de la Presidencia regional, en Madrid (España), a 21 de septiembre de 2020 (EUROPA PRESS/J. Hellín)

Concluida la primera ola de contagios de COVID-19 en España y avanzada la flexibilización de la mayor parte de las duras restricciones impuestas en los meses de marzo y abril, el gobierno de Pedro Sánchez decidió delegar en las comunidades autónomas la gestión de la pandemia. Se suponía que cada región debía resolver qué medidas tomar ante la aparición de rebrotes, que comenzaron a multiplicarse en agosto y septiembre.

Sin embargo, el gobierno central, conformado por una alianza de izquierda entre el Partido Socialista y Unidas Podemos, cambió de opinión esta semana. La comunidad autónoma de Madrid, gobernada por Isabel Díaz Ayuso, del Partido Popular, se convirtió nuevamente en el epicentro de la epidemia en España, pero se rehusaba a tomar medidas draconianas, por temor a agravar las consecuencias económicas y psicosociales de la crisis. Como consecuencia, Sánchez convocó a todas las regiones del país para imponer un nuevo plan de restricciones nacionales, aprobado el miércoles por 13 de las 19 regiones.

Las nuevas medidas serán de cumplimiento obligatorio dentro de 48 horas en todos los municipios españoles que presenten cifras de 500 casos de coronavirus por cada 100.000 habitantes, con una positividad de las pruebas PCR superiores al 10% y una ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos que supere el 35 por ciento. Esas condiciones se dan solo en Madrid por el momento.

Sánchez ofrece una rueda de prensa tras su reunión con Díaz Ayuso (EUROPA PRESS/J. Hellín)
Sánchez ofrece una rueda de prensa tras su reunión con Díaz Ayuso (EUROPA PRESS/J. Hellín)

Las restricciones, que ya regían en los barrios más afectados de la capital, deberán implementarse en toda la ciudad. Si bien no suponen un regreso a los confinamientos totales de marzo y abril, se acercan bastante. Estas son las principales:

—Entrada y salida de la ciudad: “Se restringirá la entrada y salida de personas de los municipios previstos, salvo para aquellos desplazamientos, adecuadamente justificados, que se produzcan por alguno de los siguientes motivos: a) asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios; b) cumplimiento de obligaciones laborales, profesionales, empresariales o legales; c) asistencia a centros universitarios, docentes y educativos, incluidas las escuelas de educación infantil; d) retorno al lugar de residencia habitual; e) asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables; f) desplazamiento a entidades financieras y de seguros que no puedan aplazarse", dice la orden publicada por el Ministerio de Sanidad en el Boletín Oficial.

Reuniones sociales: “La participación en agrupaciones de personas para el desarrollo de cualquier actividad o evento de carácter familiar o social, tanto en la vía pública como en espacios públicos y privados, se reducirá a un número máximo de seis personas, salvo que se trate de convivientes, y excepto en el caso de actividades laborales e institucionales o en el de actividades en que se establezcan límites o medidas específicas.”

Personas con máscaras protectoras se paran afuera de un restaurante en el barrio de Usera, en medio del brote de coronavirus en Madrid, España, el 19 de septiembre de 2020 (REUTERS/Javier Barbancho)
Personas con máscaras protectoras se paran afuera de un restaurante en el barrio de Usera, en medio del brote de coronavirus en Madrid, España, el 19 de septiembre de 2020 (REUTERS/Javier Barbancho)

—Lugares de culto y velatorios: El aforo máximo en lugares de culto será de un tercio, garantizando en todo caso la distancia mínima interpersonal de un metro y medio. En el caso de los velatorios, el aforo máximo será de 15 personas en espacios al aire libre o diez en espacios cerrados, sean o no convivientes. “La participación en la comitiva para el enterramiento o despedida para la cremación de la persona fallecida se restringirá a un máximo de 15 personas”.

—Aforo en locales comerciales: Deberán funcionar como máximo al 50% de su capacidad en espacios interiores y del 60% en espacios exteriores, y la hora de cierre no podrá superar las 23:00 horas. En el caso de los restaurantes y bares, se prohíbe el consumo en barra; las mesas deberán guardar una distancia de, al menos, un metro y medio; y la ocupación máxima será de seis personas por mesa.

—Práctica deportiva: el aforo máximo en instalaciones deportivas será del 50% en espacios interiores y del 60% en espacios exteriores. La práctica deportiva en grupos se reducirá a un máximo de seis personas.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso (EUROPA PRESS/J. Hellín)
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso (EUROPA PRESS/J. Hellín)

“Esta comunidad no está en rebeldía, este Gobierno no está en rebeldía y cumplirá todas las ordenes de manera estricta porque no somos como sus socios independentistas”, dijo Díaz Ayuso este jueves, en su intervención en el Pleno de la Asamblea de Madrid, dirigiéndose al PSOE. Pero agregó: “Eso sí, iremos a los tribunales nuevamente como hicimos con el pase de fase”.

Díaz Ayuso dijo además que su gobierno buscará “defender los intereses legítimos de los madrileños y que las medidas se ajusten a la normativa, a la realidad, que sean objetivas y justas”, porque si no se volverá a esas “colas del hambre y del paro” que la izquierda multiplica “por defecto”.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Crisis en España por el rebrote de coronavirus: Sánchez impuso medidas más estrictas y dio 48 horas para cumplirlas, pero Madrid recurrirá a la Justicia

Un estudio determinó que la tasa de mortalidad de pacientes de COVID-19 que sufren un paro cardio respiratorio es del 100%

Así terminará la pandemia de coronavirus: cómo funcionarán las vacunas y la inmunidad colectiva en 2021