Este sábado Rusia vivió una nueva jornada de represión y detenciones masivas (AP Photo/Alexander Zemlianichenko)
Este sábado Rusia vivió una nueva jornada de represión y detenciones masivas (AP Photo/Alexander Zemlianichenko)

Francia condenó las detenciones de casi 700 manifestantes opositores en Moscú realizadas el sábado así como "el uso manifiestamente excesivo de la fuerza" y pidió la liberación de los opositores, indicó este domingo el ministerio de Relaciones Exteriores.

En un comunicado, el gobierno francés reiteró "su compromiso con la libertad de expresión en todos sus componentes, incluido el de manifestarse pacíficamente y participar en elecciones libres y transparentes".

París "pide a Rusia que libere a los detenidos en los últimos días sin demora y que cumpla con los compromisos que ha asumido como miembro de la OSCE y el Consejo de Europa", agregó el texto.

Según la oenegé rusa OVD-Info, que se especializa en el monitoreo de arrestos, 828 personas fueron detenidas el sábado en la capital rusa durante una protesta no autorizada que exigía la apertura de las elecciones locales en Moscú el 8 de septiembre a candidatos de la oposición.

Más de 800 manifestantes fueron detenidos (Photo by Kirill KUDRYAVTSEV / AFP)
Más de 800 manifestantes fueron detenidos (Photo by Kirill KUDRYAVTSEV / AFP)

Los arrestos siguieron a otra acción de protesta el fin de semana anterior, que resultó en casi 1.400 arrestos.

Lyubov Sobol, una de las candidatas que se quedó fuera de la boleta en esos comicios, fue arrestada y llevada a otro sitio en una van de la policía. Se trata de una de las principales opositoras que todavía estaba en libertad, y lleva 20 días en huelga de hambre para exigir la inscripción de su candidatura.

En la plaza Pushkin, un punto de encuentro donde iba a comenzar la marcha de protesta, la policía arremetió contra una multitud dispersa que estaba parada bajo una lluvia esporádica y detuvo a decenas de personas. En otra plaza a lo largo de la ruta de protesta planeada, grupos de policías antidisturbios unieron sus brazos y alejaron a la gente.

El gobierno de Vladimir Putin continúa reprimiendo a sus opositores (REUTERS/Maxim Shemetov)
El gobierno de Vladimir Putin continúa reprimiendo a sus opositores (REUTERS/Maxim Shemetov)

Los grupos se concentraron en diferentes puntos del centro de Moscú, bajo una lluvia fina, rodeados de una gran presencia policial y de soldados de la guardia nacional, que no tardaron en efectuar los primeros arrestos.

El intento de manifestación se produce una semana después de que las autoridades detuvieran a cerca de 1.400 manifestantes, golpeando a algunos de ellos con porras.

Pese a las advertencias reiteradas de la policía de que tomaría medidas si se celebraba una protesta, los activistas tenían previsto marchar unos 4 kilómetros (2,5 millas) a lo largo del Aro, un bulevar que rodea el centro de Moscú y es una concurrida zona para pasear.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: