Un ilusionista indio que se sumergió este domingo en el río Ganges totalmente encadenado para probar que podía salir rápidamente permanece desaparecido, un día después de su fallido intento de escapismo.

Chanchal Lahiri, conocido por su nombre artístico "Jadugar Mandrake" (El mago Mandrake), se lanzó al río desde una grúa frente a miembros de su familia, los medios de comunicación y la policía estaban en las orillas.

Pero el hombre, de 40 años, nunca emergió del agua. Las autoridades iniciaron labores de búsqueda sin éxito. "Seguimos buscando", declaró a la AFP un integrante de su familia horas más tarde del incidente.

Este lunes, el panorama lucía cada vez menos esperanzador para este admirador del mago Houdini. "Tememos que se haya ahogado", indicó un miembro de los rescatistas, que han estado recorriendo las corrientes rápidas y turbias de la zona.

Antes de comenzar, Lahiri explicó que él había logrado esta misma hazaña en una versión más difícil hace 21 años en el mismo lugar.

"Yo estaba encadenado adentro de una jaula de vidrio y me lancé al agua desde el puente Howrah. Demoré solo 29 segundos en salir", dijo antes de realizar el truco.

Esta vez, había reconocido que sería más difícil. "Si llego a liberarme, será mágico. Si no lo logro, esto será trágico", apuntó.

La última escena del mago ante de sumergirse en el Ganges (AFP)
La última escena del mago ante de sumergirse en el Ganges (AFP)

En 2013, Lahiri volvió a intentar la evasión en la jaula de vidrio pero el público empezó a insultarlo una vez que vieron una puerta de salida en ese accesorio.

(Con información de AFP)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: