Recep Tayyip Erdogan, presidente de Turquía (AFP PHOTO / OZAN KOSE)
Recep Tayyip Erdogan, presidente de Turquía (AFP PHOTO / OZAN KOSE)

Un fiscal de Turquía reclama cadena perpetua para un empleado turco del consulado de Estados Unidos en Estambul, acusado de espionaje y cuyo arresto provocó tensiones en las relaciones entre Ankara y Washington, informó la prensa turca este domingo.

El fiscal acusa particularmente a este empleado consular, Metin Topuz, de haber obtenido informaciones "con fines de espionaje político o militar" y de haber "intentado derrocar la República", según el diario oficialista Hürriyet y la televisión del Estado TRT.

En el acta de acusación que preparó y que enviará al tribunal en los próximos días, el fiscal de Estambul pide que Topuz sea sentenciado a cadena perpetua, según los medios turcos.

Metin Topuz
Metin Topuz

Topuz fue detenido y encarcelado en octubre de 2017, luego que las autoridades turcas sospecharan de que estaba vinculado al movimiento del predicador Fethullah Gülen, enemigo de Ankara, acusado de haber orquestado el fallido intento de golpe de Estado en 2016.

Su detención provocó una crisis diplomática entre Turquía y Estados Unidos, que llevó a ambos países a dejar en suspenso por varios meses sus servicios de visados.

Este conflicto atizó aún más las tensiones en las relaciones bilaterales, que ya venían deteriorándose a raíz de las diferencias sobre la guerra en Siria y el pedido de extradición de Turquía del predicador Gülen, quien vive en Estados Unidos desde hace unos 20 años.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: