El régimen de Kim Jong-un volvió a repudiar las sanciones del Consejo de Seguridad contra Corea del Norte. Este lunes, pidió a la ONU que las revisa, y tildó a los castigos contra Pyongyang de "inhumanos" e "incivilizados".

Según indicó en un comunicado, la misión norcoreana ante Naciones Unidas ha solicitado al secretario general del organismo internacional, António Guterres, que convoque un foro de expertos jurídicos para aclarar la legalidad de estas sanciones.

Pyongyang ya había hecho sin éxito un llamamiento similar hace un año y, desde entonces, ha visto cómo los castigos en su contra se endurecían en respuesta a sus ensayos armamentísticos.

El Consejo de Seguridad de la ONU aplicó fuertes sanciones contra Corea del Norte el último año (AP)
El Consejo de Seguridad de la ONU aplicó fuertes sanciones contra Corea del Norte el último año (AP)

A lo largo de los años, el Consejo de Seguridad de la ONU ha impuesto a Corea del Norte amplias sanciones que afectan a muchos de los dirigentes de la dictadura y a buena parte de los sectores de su economía.

El régimen insiste en que las sanciones suponen una "descarada violación de los derechos legítimos de un Estado soberano" y buscan "ahogar" todos los aspectos de la vida en el país.

Expertos de la ONU han advertido en más de una ocasión que las sanciones impuestas por el Consejo de Seguridad, unidas a las medidas unilaterales de numerosos países, podrían estar teniendo un impacto en la vida de los civiles norcoreanos, algo que la organización siempre ha pedido evitar.

Con información de EFE

LEA MÁS: