El Parlamento británico adoptará u(AFP)
El Parlamento británico adoptará u(AFP)

La titular de la Cámara de los Comunes de Gran Bretaña declaró el jueves que las estrictas medidas tomadas contra el acoso sexual "marcarán un hito en el Parlamento", al revelarse que uno de cada cinco empleados parlamentarios ha sufrido o presenciado conductas de ese tipo durante el último año.

Un sondeo de 1.377 empleados parlamentarios halló que el 19% había sufrido o presenciado actos abusivos o conducta sexual inapropiada en el año pasado, y el 39% de las personas interrogadas vivieron experiencias de acoso no sexual o de intimidación en el año anterior a la encuesta.

En meses recientes, el Parlamento ha sufrido una ola de denuncias de acoso sexual que han llevado a la renuncia de dos miembros del gabinete de la primera ministra Theresa May.

El escándalo le costó el puesto a varios ministros, como Michael Fallon, quien dimitió de la cartera de Defensa en noviembre, tras ser acusado de haber apoyado su mano en la rodilla de una periodista durante una cena en 2002. También a Damian Green, quien dejó su cargo de vice primer ministro en diciembre, tras reconocer que mintió sobre unas imágenes pornográficas halladas en su ordenador en Westminster.

Uno de cada cinco empleados del parlamento británico sufrió o presenció situaciones de acoso sexual o conductas indebidas (Getty Images)
Uno de cada cinco empleados del parlamento británico sufrió o presenció situaciones de acoso sexual o conductas indebidas (Getty Images)

Por su parte, Mark Garnier, quien fue secretario de Estado para Comercio Internacional, salió del Ejecutivo en la última reforma gubernamental. Fue investigado tras pedir a su secretaria que comprara juguetes sexuales.

"Me alegro de que por fin se reconozca la amplitud del problema", reaccionó en Twitter Kate Maltby, una ex militante del Partido Conservador que acusó a Damian Green de haber puesto su mano sobre la rodilla de ella durante un encuentro en un pub en 2015 y de haberle enviado un mensaje de texto "sugerente".

El reporte multipartidista divulgado el jueves recomienda que el Parlamento adopte procedimientos formales para lidiar con denuncias de abuso sexual. Se necesita "un cambio de cultura" y un código de conducta que incluya sanciones, incluyendo la expulsión, para legisladores hallados culpables de abuso.

La titular de la Cámara de los Comunes Andrea Leadsom declaró que el reporte "es un paso importante hacia el logro de un cambio de cultura tan necesario en el Parlamento".

Leadsom dijo a los legisladores que "es un derecho, no un privilegio, ser tratado con dignidad y respeto en el lugar de trabajo, y este ambicioso reporte es un paso importante hacia lograr un ambiente de trabajo más profesional".

Con información de AFP y AP

LEA MÁS: