El atacante fue identificado como Yacqub Khayre
El atacante fue identificado como Yacqub Khayre

Todo comenzó como una situación policial más. Pero con el correr de las horas, la toma de rehenes en un apartamento de servicios en Brighton, suburbio ubicado al este Melbourne, resultó ser un ataque terrorista reivindicado por el Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés).

Yacqub Khayre, un somalí de 29 años, fue el autor del asalto, en el que murieron el terrorista y otro hombre.

El yihadista tuvo de rehenes a un hombre y una mujer y antes de la llegada de la policía, asesinó al hombre.

Luego, mantuvo cautiva a la mujer y se enfrentó a tiros a los uniformados.

La policía se enfrentó a tiros con el terrorista (AFP)
La policía se enfrentó a tiros con el terrorista (AFP)

A continuación, el minuto a minuto de un nuevo ataque del Estado Islámico, en Australia:

A las 16:30, hora local, la policía recibió un llamado por una explosión en un apartamento en Brighton.

Una vez en el lugar, al ingresar a The Buckingham, los uniformados encontraron el cadáver de un hombre en la entrada del edificio.

Ante esa situación, bloquearon todos los accesos y acordonaron la zona.

A las 17, un amplio operativo de seguridad fue montado a las afueras del complejo residencial.

En ese momento, los policías negociaban con el atacante, que mantenía como rehén a una mujer dentro de uno de los apartamentos.

Un hombre murió y una mujer fue tomada de rehén (AFP)
Un hombre murió y una mujer fue tomada de rehén (AFP)

El terrorista, que luego fue identificado como Yacqub Khayre, llamó a la redacción de la cadena de televisión Channel Seven a las 17:40. Primero habló la mujer, quien denunció una situación de rehenes en su vivienda. Luego Khayre tomó el telefóno y afirmó que el ataque lo realizaba por ISIS y Al Qaeda.

Cerca de las 18, el atacante salió del edificio y se enfrentó a tiros con la policía.

Luego de varios disparos, el yihadista fue abatido.

El hecho tuvo lugar en un suburbio de Melbourne, Australia
El hecho tuvo lugar en un suburbio de Melbourne, Australia

Tres policías, por su parte, resultaron heridos, aunque se encuentran fuera de peligro.

A las 20, las autoridades confirmaron la posibilidad de que el ataque tuviera vínculos terroristas.

Pasadas las 8 de la mañana del martes, hora de Australia, el Estado Islámico se adjudicó el ataque a través de su agencia de noticias Amaq.

LEA MÁS: