Chihuahua: Centros Penitenciarios pedirán esquema de vacunación completo a familiares visitantes

Las personas que ingresarán no podrán contar con la sintomatología relacionada con la COVID-19 como lo es tos, temperatura mayor a los 37.5°, ojos rojos o hinchados, congestión y escurrimiento nasal y dolores de cabeza

Foto: Fiscalía General del Estado
Foto: Fiscalía General del Estado

La nueva variante del Covid y las posibilidades de que pueda haber otro repunte han hecho que diversos sectores comiencen a tomar medidas sanitarias, el caso de las prisiones en Chihuahua no fue la excepción.

El pasado sábado la Fiscalía General del Estado de Chihuahua informó sobre las nuevas disposiciones para las visitas a los Centros de Readaptación Social (CERESO). Estas disposiciones se diseñaron en conjunto con las autoridades del Consejo Estatal de Salud.

Las visitas a los presos y presas en épocas decembrinas se llevará a cabo con las medidas preventivas, permitiendo solamente el ingreso de hasta tres familiares por persona privada de su libertad, mismos integrantes de familia que deberán de contar con su esquema de vacunación contra el COVID-19 completo.

Los familiares deberán presentar el certificado de vacunación contra covid-19, expedido por la Secretaría de Salud ante el área de trabajo social para poder recibir un distintivo que avale la acreditación de dicho trámite. Del mismo modo, las personas que ingresarán no podrán contar con la sintomatología relacionada con la COVID-19 como lo es tos, temperatura mayor a los 37.5°, ojos rojos o hinchados, congestión y escurrimiento nasal y dolores de cabeza, garganta, pecho, huesos, articulaciones y musculares.

Este procedimiento será exigido de manera obligatoria a todas las personas que deseen ingresar. Este protocolo se llevará a cabo desde el inicio de la caseta hasta el lugar en donde se desarrolle la visita. Asimismo, los y las visitantes deberán portar correctamente su cubrebocas y mantener una distancia de al menos 1.5 metros durante su estancia en las inmediaciones del Centro Penitenciario.

El ingreso de alimentos también se limitará y se ingresarán bajo los criterios previamente mencionados. Los horarios de visita tendrán ampliaciones en los días con la finalidad de evitar aglomeraciones y permitirles a las familias reunirse durante estas épocas decembrinas.

Fotografía de archivo de una vista general del Centro Federal de Readaptación Social número 9 Norte, en Ciudad Juárez (México). EFE/Luis Torres
Fotografía de archivo de una vista general del Centro Federal de Readaptación Social número 9 Norte, en Ciudad Juárez (México). EFE/Luis Torres

De igual forma, la Fiscalía General del estado de Chihuahua informó que estas medidas se llevarán a cabo siempre y cuando las condiciones actuales del Semáforo de Riesgo Epidemiológico se mantengan.

Por su parte el titular del sistema penitenciario en Chihuahua, Luis Alfonso Harris Arrondó expresó que las medidas implementadas desde el 3 de diciembre podrán modificarse conforme a las autoridades correspondientes lo determinen.

“Es importante reconocer el trabajo de todo el personal dependiente de esta Autoridad Penitenciaria, el cual se ha distinguido por su oportuna intervención y labor; por eso mismo continuaremos reforzando la vigilancia y no desatenderemos las medidas preventivas implementadas en cada una de las unidades a nuestro cargo”.

El cuidado por parte de la población penitenciaria se ha complicado debido a las condiciones en las que se encuentran y la población que existe en estos centros. Con la llegada del COVID-19, los presos y presas se vieron en la necesidad de buscar jabón y equipos de protección. De igual forma, mantener la distancia física fue una de las preocupantes a interior de estas instituciones.

La falta de visibilidad de esta población a las autoridades, ha hecho que a la fecha no se tenga información certera para determinar la cantidad de contagios y fallecimientos por la misma enfermedad al interior de las prisiones. No obstante, como medida de protección y la garantía del acceso y derecho a la salud, el Gobierno de México logró completar los esquemas de vacunación de la población a interior de las prisiones.

SEGUIR LEYENDO:


TE PUEDE INTERESAR