Gobernadores de Guanajuato y Jalisco pedirán reunión con AMLO para hablar de la crisis de agua

Enrique Alfaro Ramírez y Diego Sinhue Rodríguez Vallejo explicaron que el tema a discutir es urgente

Los gobernadores de Guanajuato y Jalisco pedirán una reunión con el presidente Andrés Manuel López Obrador (Foto: EFE/ Rodrigo Sura)
Los gobernadores de Guanajuato y Jalisco pedirán una reunión con el presidente Andrés Manuel López Obrador (Foto: EFE/ Rodrigo Sura)

Enrique Alfaro Ramírez, gobernador de Jalisco y Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, gobernador de Guanajuato, acordaron pedir una reunión con el presidente Andrés Manuel López Obrador. Esto, para tratar de encontrar una respuesta al problema de escasez de agua que hay en las dos entidades.

De acuerdo con medios locales, Alfaro Ramírez expresó que para los habitantes de Jalisco ha sido una situación difícil, por lo que es urgente atender este tema y que no se sufran las consecuencias en el futuro.

“Miles de tapatíos tuvieron que enfrentar problemas de abasto de agua muy serios. O actuamos hoy para poder resolver de fondo el problema o vamos a tener que pagar las consecuencias de esta omisión que se ha tenido por parte de la autoridad federal en los próximos años”, expresó el gobernador jaliciense.

El mandatario también explicó que tanto él, como Rodríguez Vallejo, han trabajado en este tema, lo que ha traído frutos, pues llegaron a un acuerdo de distribución equitativa del agua de la cuenca del Río Verde para ambos estados. No obstante, señalaron al Gobierno Federal por la falta de atención a esta problemática.

Los mandatarios esperan encontrar una respuesta al problema de escasez de agua que hay en las dos entidades (Foto: EFE/Francisco Guasco)
Los mandatarios esperan encontrar una respuesta al problema de escasez de agua que hay en las dos entidades (Foto: EFE/Francisco Guasco)

Sin embargo, ambos mandatarios afirmaron que confían en que López Obrador pronto les abrirá sus puertas para escucharlos.

“Los dos confiamos en que nuestro planteamiento y petición al Presidente de México podrá ser atendida, creo que fue un buen acuerdo, platicamos algunas rutas que vamos a estar trabajando”, agregó Alfaro Ramírez.

Una sequía anunciada

México está viviendo una de las sequías más generalizadas e intensas en décadas y para el 15 de abril de 2021, casi el 85% del país ya enfrentaba condiciones de sequía. Grandes presas en todo México se encuentran en niveles excepcionalmente bajos, lo que agota los recursos hídricos para beber, cultivar y regar. El alcalde de la Ciudad de México la calificó como la peor sequía en 30 años para la ciudad, que alberga a unos 9 millones de personas.

Cerca de 60 presas grandes, principalmente en el norte y centro de México, están por debajo del 25% de su capacidad. Debido al bajo suministro, los administradores gubernamentales han reducido el flujo de agua desde los embalses. Algunos habitantes se han quedado sin agua corriente.

Los mandatarios confían en que López Obrador les escuchará (FOTO: GUSTAVO BECERRA/CUARTOSCURO)
Los mandatarios confían en que López Obrador les escuchará (FOTO: GUSTAVO BECERRA/CUARTOSCURO)

Según el Servicio Meteorológico Nacional de México, el noroeste y el noreste pasaron recientemente de una sequía severa a una extrema. Los analistas agrícolas proyectan que algunos cultivos sufrirán, como el maíz blanco en Sinaloa (el mayor productor de maíz de México).

Desde el 1 de octubre de 2020 hasta el 18 de abril de 2021 (durante la temporada seca), el servicio meteorológico informó que el país tuvo alrededor de un 20% menos de precipitaciones de lo normal. Varias áreas en el este, oeste y sureste de México también alcanzaron temperaturas superiores a 35 grados centígrados.

Los meses húmedos de 2020 también recibieron precipitaciones escasas, en parte debido al reciente evento de La Niña. El agua inusualmente fría en el Océano Pacífico del este inhibe la formación de nubes de lluvia y produce menos precipitaciones sobre México y el sur de los Estados Unidos.

México se está acercando a una de las peores sequías generalizadas registradas. En 2011, las condiciones de sequía abarcaron el 95% del país y provocaron hambrunas en el estado de Chihuahua. En 1996, el país vivió la peor sequía registrada y sufrió enormes pérdidas de cosechas.

El Servicio Meteorológico Nacional de México informó que el noroeste y el noreste pasaron de una sequía severa a una extrema (Foto: AP/Ariana Cubillos)
El Servicio Meteorológico Nacional de México informó que el noroeste y el noreste pasaron de una sequía severa a una extrema (Foto: AP/Ariana Cubillos)

A medida que La Niña disminuye, los meteorólogos esperan que el calentamiento de las aguas provoque la lluvia que tanto se necesita.

SEGUIR LEYENDO: