El insólito caso del político que ganó las elecciones tras ser rechazado por todos los partidos en Sonora

Édgar Palomino Ayón no estaba registrado en las boletas pero la gente lo anotó y ganó en el municipio de Cucurpe

Con sólo 15 días para realizar su campaña, Édgar Palomino Ayón, abogado de 34 años ganó con amplio margen al ser anotado por los ciudadanos del municipio de Cucurpe Foto: (Facebook Cesar Octavio Albelaiz)
Con sólo 15 días para realizar su campaña, Édgar Palomino Ayón, abogado de 34 años ganó con amplio margen al ser anotado por los ciudadanos del municipio de Cucurpe Foto: (Facebook Cesar Octavio Albelaiz)

Los ciudadanos del municipio de Cucurpe eligieron a Édgar Palomino Ayón, de 34 años, como próximo alcalde del municipio en Sonora, a pesar de que no estaba registrado debido a que todos los partidos le genaron la afiliación.

El Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana (IEEyPC), entregó a Palomino Ayón, quien es abogado, la constancia de mayoría de votos, donde obtuvo una ventaja de 34 votos (322 contra 288) sobre el candidato del Partido Acción Nacional, Manuel Francisco Villa Paredes.

El día de las elecciones, los habitantes del pueblo decidieron anotar el nombre de Palomino en el recuadro en blanco y ganó la presidencia municipal.

Con sólo 15 días previos a las alecciones para hacer su campaña, Édgar recorrió las rancherías, los ejidos y las comunidades que se dio a conocer y explicó a los habitantes cómo podían votar por él, al colocar su nombre en el espacio en blanco, por lo que les dio un papelito con su nombre.

Finalmente las autoridades electorales aceptaron su registro y le entregaron la constancia de su nombramiento Foto: (Ayuntamiento de Cucurpe)
Finalmente las autoridades electorales aceptaron su registro y le entregaron la constancia de su nombramiento Foto: (Ayuntamiento de Cucurpe)

Asó lo hicieron, los habitantes del pueblo decidieron anotar su nombre en el recuadro de candidato no registrado, por lo que obtuvo 34 votos más que su más cercano competidor: Manuel Francisco Villa Paredes, del Partido Acción Nacional (PAN).

Ante ello, en un hecho histórico el Instituto Municipal Electoral (IME) entregó la constancia de validez que lo acreditaría como el próximo alcalde de Cucurpe.

La gente quiere un cambio, la gente es lo que más me pedía en las casas, que querían algo diferente, que no fueran los mismos, ya que el PAN tenía 15 años gobernando el municipio, la gente mostraba un cierto descontento en ese aspecto”, relató el virtual ganador a El Sol.

Palomino Ayón contó que es licenciado en Derecho y que en el 2009 le invitaron a participar en la planilla del PAN para el Ayuntamiento de Cucurpe, convirtiéndose tras la victoria en regidor propietario hasta el 2012.

Tuvo 34 votos más que el contrincante más cercano Foto: (@Morpheus_mx1)
Tuvo 34 votos más que el contrincante más cercano Foto: (@Morpheus_mx1)

Posteriormente trabajó en la campaña del siguiente candidato panista para la Alcaldía, sin embargo, pese haber ganado no formó parte del Ayuntamiento.

En el 2015 apoyó al actual alcalde emanado del PAN en su candidatura, obteniendo el cargo de secretario, mientras que en el 2018 ganaron la reelección y se desempeñó como contralor municipal hasta abril del presente año.

Tras tener un recorrido considerable en la administración pública municipal, el joven de 34 años buscó la oportunidad de ser postulado por su partido como el candidato a la Alcaldía, sin embargo se le negó.

No se obtuvo el apoyo, entonces nos pasamos a Morena, me registré en Morena, cuando hacen la publicación del partido de sus candidatos no aparezco yo. Entonces me voy al partido del PT, me comunico para registrar mi planilla, no me lo dan, aparecen otras personas registradas también ahí”, apuntó.

Quien en un principio sí le brindó la oportunidad fue el Partido Encuentro Solidario (PES), incluso apareció en las listas de precandidatos del IEE, pero al final el dirigente mandó un oficio en el que decía que retiraba las intenciones por contender en Cucurpe.

Fue así que Édgar se quedó sin trabajo al haber renunciado en el Ayuntamiento y sin candidatura partidista al no ser respaldado por ninguna dirigencia, optando, por la insistencia de la gente del pueblo, por participar sin el registro.

Es la segunda ocasión en la que se registra algo similar en la historia de Sonora, ya que en 1967 Leonicio Valencia participó como candidato independiente para la Alcaldía de Bacadéhuachi, cuando esa figura todavía no era reconocida por la ley.

SEGUIR LEYENDO: