Coronavirus en Guerrero: anticipan días críticos por aumento de decesos, contagios y hospitalizaciones

En los último 10 días, se registraron 900 diagnósticos positivos y fallecieron 139 personas, de acuerdo con los datos reportados por autoridades sanitaria estatales

(Foto: Carlos Alberto Carbajal/Cuartoscuro)
(Foto: Carlos Alberto Carbajal/Cuartoscuro)

La entidad de Guerrero reporta un acumulado de 26,930 diagnósticos positivos por  coronavirus, 501 casos activos y 2,775 defunciones, de acuerdo con el último reporte de la Secretaría de Salud local.

Carlos de la Peña Pintos, secretario de salud estatal, indicó en la conferencia de prensa del 10 de enero que en los próximos días, Guerrero entrará en una situación crítica por el aumento de contagios, fallecimientos y ocupación hospitalaria por COVID-19.

Ya comenzamos a pagar la factura de los que vivimos durante diciembre”, añadió. En 10 días acumuló más de 900 casos detectados.

La ocupación hospitalaria en la entidad, dijo, incrementó 20% en los primeros días de enero, en comparación con lo reportado en diciembre. La ocupación hospitalaria se había mantenido en 25% de septiembre hasta el último mes del año, mientras que en enero incrementó a 45 por ciento.

(Foto: EFE/David Guzmán)
(Foto: EFE/David Guzmán)

En el caso del número de defunciones, informó que en 10 días fallecieron 139 personas, en promedio 14 muertes al día.

Ante la llegada de vacacionistas, el gobierno estatal comenzó a implementar una serie de medidas, como cerrar las playas a partir de las 19:00 horas para evitar aglomeraciones.

Héctor Astudillo Flores, gobernador de Guerrero, durante el periodo vacacional de invierno decretó que los municipios de Acapulco, Chilpancingo y Zihuatanejo permanecieron en amarillo en el semáforo epidemiológico, situación que permitió que incrementara el aforo de restaurantes y hoteles al 70 por ciento. Mientras que la entidad permanecía en naranja.

Durante el periodo vacacional, Guerrero recibió 600,000 turistas, de acuerdo con información de El Universal. La ocupación hotelera llegó hasta el 50 por ciento.

(Foto: EFE/David Guzmán)
(Foto: EFE/David Guzmán)

Mientras que durante el último fin de semana largo en noviembre, llegaron a las playas de Acapulco y Zihuatanejo casi 200,000 turistas y dejó una derrama económica de 209 millones de pesos.

En el mismo periodo, Ciudad de México, Estado de México, Puebla y Morelos pasaron a rojo en el semáforo epidemiológico ante el incremento de casos y ocupación hospitalaria.

La Secretaría de Salud estatal también puso énfasis que ante la situación que se vive en la entidad no ha disminuido la movilidad y no se están respetando las medidas sanitarias.

“Si nosotros acudimos a un lugar y lo vemos aglomerado, mejor no asistir. Si ves un camión lleno de gente, no te subas. Entendamos que debemos de aprender a convivir en esta circunstancia, pero respetando la sana distancia, el uso del cubrebocas, evitar aglomeraciones, evitar lugares cerrados. Si nos apegamos a todas a estas reglas, seguramente vamos a ir saliendo de esta circunstancia”, dijo Carlos de la Peña.

(Foto: Carlos Alberto Carbajal/Cuartoscuro)
(Foto: Carlos Alberto Carbajal/Cuartoscuro)

La madrugada del domingo en Acapulco se clausuró un bar, una restaurante y un salón de fiestas, por incumplir con las medidas sanitarias.

En relación con la ocupación hospitalaria, Guerrero es una de las 7 entidades está entre el 50 y 69% en camas de hospitalización general.

Panorama de COVID-19 nacional

En México, de acuerdo con el último reporte de la Secretaría de Salud, son 1.53 millones de diagnósticos positivos y 133,706 defunciones.

La ocupación hospitalaria a nivel nacional es de 57% en camas de hospitalización general y 49% en camas con ventiladores.

Son seis entidades que reportan una ocupación superior al 70% en hospitalización general y son 3 estados que reporta la misma proporción de ocupación para casos graves.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: