(Foto: Cortesía)
(Foto: Cortesía)

(Desde México). El presidente electo de Argentina, Alberto Fernández,aprovechó las primeras horas de su viaje a México para descansar y luego visitó “La Casa Azul”, el museo en honor a la conocida artista mexicana Frida Kahlo.

Invitado por la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, el mandatario electo recorrió junto con su comitiva la casa donde Kahlo vivió con su esposo, el también reconocido muralista mexicano Diego Rivera.

Al tiempo que Fernández pasaba sus horas sin actividades oficiales, colaboradores cercanos brindaron detalles acerca de la agenda que tendrá durante los próximos días. Su objetivo principal, indicaron, es crear vínculos comerciales con México y estrechar lazos entre los sectores progresistas de América Latina.

(Foto: Steve/ Infobae México)
(Foto: Steve/ Infobae México)

Fernández ya tiene programada una reunión el lunes con el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador. El encuentro, de carácter privado, tendrá lugar en Palacio Nacional. Al finalizar, ofrecerá una conferencia de prensa ahí mismo.

El próximo ítem en la agenda será una reunión con el empresario Carlos Slim, con quien tratará temas de inversión.

Desde el entorno del presidente electo explicaron que ambos se han encontrado ya en numerosas ocasiones y recordaron que Slim, el hombre más rico de América Latina, ya ha realizado cuantiosas inversiones en Argentina.

(Foto: Cortesía)
(Foto: Cortesía)

Ese mismo lunes, Fernández tiene previsto también acudir a una cena con 10 importantes empresarios mexicanos. El evento es organizado por el empresario y ahora jefe de Oficina de la Presidencia de México, Alfonso Romo.

El martes, en tanto, Alberto Fernández se reunirá por la mañana con autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Por la tarde dará una conferencia magistral en esa casa de estudios, en la cual el eje de la conversación girará alrededor de los desafíos de América Latina.

El presidente electo de Argentina no tiene una agenda definida con López Obrador. Hablarán de temas comerciales. La situación de Venezuela no será uno de los temas prioritarios, indicaron fuentes cercanas a Fernández.

Sin embargo, el mandatario argentino coincide con la política de su futuro par con respecto a Venezuela, la cual define como de no intervención, aseguraron los que lo conocen.

Respecto a la llamada que sostuvo con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, los asesores indicaron que el mandatario estadounidense le manifestó su entusiasmo por conocerlo, y que el presidente electo respondió de la misma manera.

(Foto: Steve/ Infobae México)
(Foto: Steve/ Infobae México)

Con respecto a la negociación con el Fondo Monetario Internacional (FMI), desde el entorno del futuro mandatario afirmaron que el presidente norteamericano aseguró que ayudaría con ellas. Fernández había hecho referencia a este pasaje de la conversación cuando, en su cuenta de Twitter, agradeció el llamado de Trump. “Me comunicó que instruyó al FMI para que trabajemos juntos para resolver el problema de nuestra deuda”, indica el párrafo de su publicación.

Además, para enfatizar la postura que Fernández tendrá a la hora de sentarse a negociar, resaltaron que mismos directores del organismo internacional habían advertido sobre inconsistencias del programa de salvataje financiero.

De acuerdo a sus colaboradores, Fernández celebra que el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, haya anunciado que no asistirá a su toma de protesta que se realizará el próximo 10 de diciembre. Por el contrario, invitará de manera personal al López Obrador y espera que asista, ya que tienen muchos amigos en común.

Refiriéndose ya al futuro inmediato posterior a la visita, indicaron que las reuniones formales de transición comenzarán cuando Fernández regrese de su gira por México. El futuro presidente celebra que se haya logrado un diálogo con Mauricio Macri, algo que ayudará a que el proceso se desarrolle con mayor facilidad.

(Foto: Steve / Infobae)
(Foto: Steve / Infobae)

En contraste, condena las declaraciones de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien habló de un regreso del narcotráfico y la delincuencia al país junto con el próximo Gobierno.

Ante las especulaciones de que la visita de Fernández a México sería para conformar una especie de Eje de izquierda en América Latina, y la manera en que pudiera interpretarlo Trump, un asesor de Fernández fue tajante: dijo que nadie está pensando en eso y en caso de que así fuera, este solo estaría compuesto por López Obrador y Fernández. “Trump no corre ningún peligro”, enfatizó irónicamente.

López Obrador fue uno de los primeros presidentes que felicitó por teléfono a Fernández el domingo pasado cuando se confirmó el triunfo electoral: allí fue cuando acordaron la visita que se concretará mañana.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: