El Gobierno de México celebró la creación de una fuerza especial antiterrorista en el estado de Texas (Foto: Cuartoscuro)
El Gobierno de México celebró la creación de una fuerza especial antiterrorista en el estado de Texas (Foto: Cuartoscuro)

El Gobierno de México aplaudió este miércoles la creación de una fuerza especial antiterrorista en el estado de Texas (Estados Unidos) tras el tiroteo en la ciudad de El Paso, en el que murieron 22 personas, 8 de ellas mexicanas.

"El Gobierno de México reconoce el anuncio dado a conocer por el gobernador de Texas, Greg Abott, sobre la creación de una fuerza especial anti-terrorismo doméstico para investigar a agrupaciones relacionadas con grupos supremacistas raciales", expresó la Cancillería mexicana en un breve comunicado.

La Secretaría mexicana de Relaciones Exteriores (SRE) resaltó "la necesidad de hacer un frente para ayudar a erradicar ideologías extremistas y de odio que nutren la violencia".

El canciller mexicano, Marcelo Ebrard, dijo esta mañana que la masacre de El Paso se inspiró en el ataque a dos mezquitas de marzo pasado en Christchurch (Nueva Zelanda) y demuestra que existe un grupo de supremacistas blancos que se comunica en redes sociales.

Ya han hablado los altos niveles para abordar lo sucedido (Foto: Graciela López/ Cuartoscuro)
Ya han hablado los altos niveles para abordar lo sucedido (Foto: Graciela López/ Cuartoscuro)

"Es evidente que el acto está inspirado en Nueva Zelanda, tiene una comunicación con el fin de propagación y, al subir un manifiesto, da cuenta de que es una persona cuerda. Es terrible lo que dice, pero no está loco", apuntó el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores en conferencia de prensa.

Esta semana se dio a conocer el manifiesto publicado minutos antes del ataque por su presunto perpetrador, Patrick Crusius, donde usa un lenguaje similar al del presidente estadounidense, Donald Trump, habla de la matanza en Nueva Zelanda y se publicó en un foro donde hay otros contenidos extremistas y violentos.

Autoridades de alto nivel mexicanas y estadounidenses se reunieron ayer en Ciudad de México para abordar lo sucedido en el tiroteo ocurrido el 3 de agosto en El Paso.

El Gobierno de México evalúa, a través de la FGR, interponer una denuncia por terrorismo y pedir la extradición de Patrick Crusius, el joven estadounidense que asesinó a 22 personas, 8 de ellas mexicanas, en un centro comercial de El Paso.

El tiroteo estuvo motivado por una ideología supremacista blanca (Foto: Archivo)
El tiroteo estuvo motivado por una ideología supremacista blanca (Foto: Archivo)

El tiroteo estuvo motivado, según las autoridades, por una ideología supremacista blanca, ya que identificó un Walmart de la ciudad fronteriza con México con el objetivo de matar al máximo de mexicanos posibles.

Tras la matanza, el Gobierno de México solicitó al Gobierno de Estados Unidos toda la información sobre el tiroteo con el fin de determinar si hay otras personas u organizaciones que busquen dañar a mexicanos en ese país.

Masacre inspirada en la de Nueva Zelanda

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

México participará activamente en las investigaciones por la masacre de El Paso, Texas, que cobró la vida de ocho de sus ciudadanos. El objetivo es que se clasifique el acto como "terrorismo" en contra de la comunidad.

El canciller Marcelo Ebrard habló de manera contundente este miércoles durante una comparecencia ante los medios de comunicación.

"El señor que cometió este acto abominable es parte de una red. Subió a la red un manifiesto. Hace más de 20 años diríamos es una sola persona, pero a esta fecha es evidente que el acto está inspirado en otro acto similar en otro país, Nueva Zelanda", expresó el funcionario.

Patrick Crusius, autor del tiroteo, aceptó ante las autoridades que su objetivo era matar mexicanos, cuando ingresó con un rifle de asalto a una tienda Walmart de la localidad fronteriza.

Ocho mexicanos murieron en El Paso. (Foto: Especial)
Ocho mexicanos murieron en El Paso. (Foto: Especial)

"Es muy importante perseverar, clarificar y exigir que no se repita esto. Lo primero es clasificarlo como lo que es, un acto de terrorismo para cegar las vidas de mexicanos. Hay que respaldar a las autoridades mexicanas", dijo Ebrard sobre los objetivos que tiene la cooperación con las autoridades estadounidenses sobre este asunto.

"En este momento hay un proceso local, el fiscal de distrito está integrando la investigación, no sabemos si se va a abrir otro proceso federal".

Con información de EFEUSA