Banxico explicó que se encontraba en un máximo histórico de 8.25 por ciento. (Foto: Especial)
Banxico explicó que se encontraba en un máximo histórico de 8.25 por ciento. (Foto: Especial)

La Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) informó que decidió recortar la tasa de interés interbancaria en 25 puntos base, por lo que quedó en 8.00%. Esta disminución es la primera en cinco años.

Banxico explicó que la tasa de interés se encontraba en un máximo histórico de 8.25 por ciento.

La Junta de Gobierno explicó que para decidir este ajuste "tomó en cuenta la disminución de la inflación general conforme a lo previsto, la ampliación en la holgura mayor a la esperada, y el comportamiento reciente de las curvas de rendimiento externas e internas a diferentes plazos".

"Ante la presencia y posible persistencia de factores que, por su naturaleza, impliquen un riesgo para la inflación y sus expectativas, la política monetaria se ajustará de manera oportuna y firme para lograr la convergencia de ésta a su objetivo de 3%, así como para fortalecer el anclaje de las expectativas de inflación de mediano y largo plazos para que alcancen dicha meta", agregó este organismo.

Este recorte pone fin al ciclo del alza de la tasa de interés que inició en diciembre de 2015. El Financiero explicó que desde aquella fecha y hasta ahora esta cifra subió de un 3% a 525 puntos base. (Foto: Banco de México)
Este recorte pone fin al ciclo del alza de la tasa de interés que inició en diciembre de 2015. El Financiero explicó que desde aquella fecha y hasta ahora esta cifra subió de un 3% a 525 puntos base. (Foto: Banco de México)

Este recorte pone fin al ciclo del alza de la tasa de interés que inició en diciembre de 2015. El Financiero explicó que desde aquella fecha y hasta ahora esta cifra subió de un 3% a 525 puntos base.

Fue en 2014 cuando se registró otro recorte en la tasa de interés que pasó del 3.5% al 3%.

Tras esta decisión, la Junta de Gobierno del Banco de México dijo que mantendrá una postura monetaria prudente y dará un seguimiento especial, en el entorno de incertidumbre prevaleciente, al traspaso potencial de las variaciones del tipo de cambio a los precios, a la posición monetaria relativa entre México y Estados Unidos, en un contexto externo en el que persisten riesgos, así como a la evolución de las condiciones de holgura y presiones de costos en la economía. 

En un comunicado difundido por el Banxico explicó que durante los últimos meses notó un panorama financiero que permitía la reducción de tasas de interés como la desaceleración de la actividad económica mundial o las  tensiones entre Estados Unidos y China.

(Foto: Cesar Rodriguez/Bloomberg)
(Foto: Cesar Rodriguez/Bloomberg)

"Este entorno ha dado lugar a la expectativa de un relajamiento adicional en las posturas monetarias de diversos bancos centrales. Los riesgos que enfrenta la economía global han aumentado, destacando un escalamiento en las disputas comerciales, una salida desordenada del Reino Unido de la Unión Europea y el deterioro en algunos riesgos políticos y geopolíticos. Por ello, el balance de riesgos para la actividad económica mundial se ha deteriorado", detalló.

En cuanto a los mercados financieros nacionales, Banxico dijo que "han reflejado los efectos tanto de menores tasas de interés en todos sus plazos en las principales economías avanzadas, como de episodios de volatilidad. Así, mientras que la cotización de la moneda nacional registró ajustes ante dichos episodios, las tasas de interés de los valores gubernamentales han presentado disminuciones, incluyendo las de plazos mayores".

"En cuanto a los riesgos que pudieran afectar el desempeño de los activos financieros en México, persiste la incertidumbre asociada a la relación bilateral entre México y Estados Unidos y respecto de las perspectivas crediticias, tanto para la calificación de la deuda de Pemex como la soberana", agregó.

Antes de que el Banco de México anunciara la reducción de los 25 puntos base el peso obtuvo una ganancia moderada junto a monedas emergentes.

La moneda local cotizaba en 19.6582 por dólar, con una ganancia del 0.08% frente a los 19.6747 pesos del precio de referencia de Reuters del miércoles.

"Creemos que Banxico será reticente a recortar demasiado agresivamente su tasas a la luz de la depreciación del peso", dijo previamente a Reuters, Christian Lawrence, estratega senior de mercado de Rabobank.

"Esperamos que el tipo de cambio peso-dólar operen en un rango de entre 19.30 y 19.80 en el plazo de entre uno y tres meses", agregó el especialista en una nota enviada a clientes.