Rosario Robles fue acusada de ejercicio indebido del servicio público (Foto: Cuartoscuro)
Rosario Robles fue acusada de ejercicio indebido del servicio público (Foto: Cuartoscuro)

Tal como lo había anunciado, Rosario Robles Berlanga se presentó en el Reclusorio Sur para comparecer en audiencia, debido a que es acusada de ejercicio indebido del servicio público y desvío de recursos públicos por más de 5,000 millones de pesos.

Sin embargo, después de 12 horas de audiencia, la ex titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), salió sin ser vinculada a proceso.

El próximo lunes continuará la audiencia a las 18:00 horas, luego de que Robles pidió duplicidad de término constitucional.

El juez Felipe de Jesús Padilla dio cita a las partes para la próxima semana, cuando se determinará la situación jurídica de Robles. Pero llamó la atención que la Fiscalía General de la República (FGR) no solicitó medidas cautelares, por lo que Rosario Robles se comprometió a llegar por cuenta propia, como lo hizo este jueves.

Rosario Robles acudió al Reclusorio Sur a comparecer por el supuesto desvío de recursos durante su administración. (Foto: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM)
Rosario Robles acudió al Reclusorio Sur a comparecer por el supuesto desvío de recursos durante su administración. (Foto: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM)

La FGR acusó que durante su gestión como titular de la Secretaría de Desarrollo Social (2012-2015) y después al mando de la Secretaría de Desarrollo Urbano (2015-2018), tuvo pleno conocimiento, de manera verbal y también escrita, de 27 convenios irregulares con instituciones educativas en diversos estados del país.

Estos convenios fueron realizados, según las autoridades mexicanas, con universidades autónomas y politécnicas, ambas públicas, por servicios "no requeridos y mucho menos" realizados, por ejemplo, con la Universidad Autónoma de Morelos, la Universidad Politécnica de Quintana Roo y también con la radio y televisión pública en Hidalgo.

Sin embargo, para la Fiscalía, la mujer de 63 años no informó a su jefe, el presidente Peña Nieto (que gobernó el país entre 2012 y 2018), de las irregularidades, algo que era su obligación, por lo que habría permitido los desvíos.

En su cuenta de Twitter, anunció que había cumplido con su palabra. "Tal y como me comprometí desde el día que fui enterada del citatorio enviado por la FGR Mexico, estoy aquí compareciendo ante el Juez Federal, dando la cara como siempre lo he hecho. Enterándome de las acusaciones de que soy objeto, para preparar mi defensa".

Rosario Robles es la única funcionaria de gobierno federal vinculada a La Estafa Maestra que ha sido señalada de manera legal por su colaboración en el desvío de recursos.
LEE MÁS: La FGR acusó a Rosario Robles de no informar sobre posibles desvíos de recursos por más de 5,000 millones de pesos

Otros organismos señalados fueron el Banco Nacional de Obras con Alfredo del Mazo, hoy gobernador del Estado de México, a la cabeza, y Petróleos Mexicanos bajo la dirección de Emilio Lozoya.

Varias instituciones de gobierno durante la presidencia de Enrique Peña Nieto, desviaron 7.760.000 millones de pesos a lo largo de varios años; principalmente entre 2013 y 2014.

Las secretarías involucradas contrataban universidades para justificar los gastos que realizaban. Apuntaban que las escuelas realizaban algún servicio para el gobierno, pero para el que no estaban capacitadas. Por lo que recurrían a subcontratar a otras empresas, pero que tampoco tenían los conocimientos o herramientas necesarias para ejercer las labores.