El nuevo ajuste se suma a una serie de notas negativas emitidas a México por la calificadora (Foto: Archivo)
El nuevo ajuste se suma a una serie de notas negativas emitidas a México por la calificadora (Foto: Archivo)

La calificadora Moody's ajustó  a negativa desde estable las perspectiva crediticia de los bancos mexicanos BBVA Bancomer, Santander, Banco Mercantil del Norte (Banorte) y Banco Nacional de México (Citibanamex).

También degradó la perspectiva de tres bancos de desarrollo: Nacional Financiera (Nafin), Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext) y Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras).

La calificadora explicó en un comunicado que "estas acciones son resultado del cambio de perspectiva a negativa desde estable de la calificación de bonos del Gobierno de México de A3, anunciada el 5 de junio de 2019″.

BBVA Bancomer es una de las instituciones crediticias afectadas (Foto: archivo)
BBVA Bancomer es una de las instituciones crediticias afectadas (Foto: archivo)

Este es el tercer día que Moody´s emite notas negativas a México, tanto en los sectores público como privado.

Moody's cambió también a negativa la perspectiva del fondo de garantía de depósitos Instituto para la Protección al Ahorro Bancario (IPAB).

El miércoles, Moody's bajó su perspectiva crediticia para México  de "estable" a "negativa", pero mantuvo la calificación "A3".

Los bonos de Pemex quedaron degradados a nivel “basura” (Foto: @PrensaOaxaca2)
Los bonos de Pemex quedaron degradados a nivel “basura” (Foto: @PrensaOaxaca2)

La decisión fue motivada por "el debilitamiento del marco de política en dos aspectos clave, con potenciales implicaciones negativas para el crecimiento y la deuda".

En primer lugar, consideró que "las políticas que ahora son menos predecibles están afectando negativamente la confianza de los inversionistas y las perspectivas económicas de mediano plazo. Segundo, menor crecimiento económico, aunado a cambios en la política energética y al papel que juega Pemex, introducen riesgos para la perspectiva fiscal de mediano plazo, a pesar del compromiso del gobierno con mantener una política fiscal prudente en el corto plazo".

La afirmación de la calificación de A3 considera, por un lado, la extensa y diversificada economía de México, la elevada fortaleza fiscal y la baja susceptibilidad a eventos de riesgo, y por el otro, los desafíos relacionados a las débiles tasas de crecimiento, una fortaleza institucional más débil en comparación con los pares de calificación y un enorme sector informal.

La CFE no se escapó de la oleada de notas negativas  (Foto: CFE)
La CFE no se escapó de la oleada de notas negativas  (Foto: CFE)

El jueves cambió de estable a negativa la perspectiva para Petróleos Mexicanos (Pemex).

Lee: Moody’s y Fitch responden a López Obrador y dan notas negativas a Pemex; Hacienda critica castigos

En un comunicado, informó que la perspectiva negativa refleja la preocupación por un posible incremento en la deuda de la empresa productiva del Estado.

La agencia explicó que la formulación de políticas impredecibles está afectando la confianza de los inversionistas y las perspectivas económicas a medio plazo, así como un crecimiento más bajo.