FOTO: VICTORIA VALTIERRA /CUARTOSCURO.COM
FOTO: VICTORIA VALTIERRA /CUARTOSCURO.COM

En el mes de marzo el consumo en el mercado interno tuvo su comportamiento más débil en los últimos seis meses, al descender 1.5% respecto a febrero, reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El Indicador Mensual del Consumo Privado en el Mercado Interior (IMCPMI) disminuyó 1.5% durante marzo de 2019, en comparación con el mes inmediato anterior.

El INEGI destacó que, por componentes, el consumo en Bienes de origen importado cayó 4.3 % y el gasto en Bienes y Servicios de origen nacional descendió 0.8% en el tercer mes del presente año respecto al mes previo, según datos ajustados por estacionalidad.

En su comparación anual, el IMCPMI mostró un retroceso real de 0.8% en el mes de referencia. En su interior, los gastos en Bienes de origen importado decrecieron 6.7 % y el consumo en Bienes y Servicios nacionales no registró variación.

FOTO: VICTORIA VALTIERRA /CUARTOSCURO.COM
FOTO: VICTORIA VALTIERRA /CUARTOSCURO.COM

Con cifras originales, el IMCPMI registró un avance de 0.6% en marzo de este año respecto a igual periodo de 2018, los gastos en Bienes y Servicios de origen nacional avanzaron 1.1%, mientras que los gastos en Bienes de origen importado disminuyeron 3.3 %.

En el primer trimestre del año, el consumo privado en el mercado interno avanzó 1.7 % frente a los primeros meses de 2018, de acuerdo con cifras originales; los gastos en Bienes y Servicios de origen nacional avanzaron 1.6%  y el consumo de Bienes de origen importado avanzó 2.3%.

En un registro más desglosado, pero con cifras originales, el Inegi da cuenta de que en los tres primeros meses del año el consumo en general y todos sus componentes ha aumentado, con una excepción.

La compra de bienes duraderos, como autos o electrodomésticos y que implican una mayor inversión, descendió 9.8 por ciento.

FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM
FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM

El día de ayer, la calificadora Fitch Ratings revisó a la baja la calificación crediticia de México a "BBB" desde "BBB+" y revisó su perspectiva de "negativa" a "estable", informó la agencia en un comunicado.

La firma explicó que la decisión es resultado de una combinación de mayor riesgo para las finanzas públicas de México ante el deterioro del perfil crediticio de Pemex, junto una perspectiva débil para la economía que se ve empeorada por las amenazas externas de las tensiones comerciales, cierta incertidumbre de la política interna y restricciones fiscales.

La calificadora advirtió que los aranceles que Estados Unidos planea imponer a las importaciones mexicanas podrían amenazar el flujo de efectivo de las empresas, especialmente en los componentes automotrices que exportan al vecino país del norte, lo que llevaría a que estas compañías lleven su producción al otro lado de la frontera.

La moneda mexicana rompió su racha perdedora de cinco semanas consecutivas (Foto: Cuartoscuro)
La moneda mexicana rompió su racha perdedora de cinco semanas consecutivas (Foto: Cuartoscuro)

Hoy la bolsa y el peso mexicano descendieron después de que la agencia Fitch bajó la calificación del país latinoamericano y Moody's colocó en negativo su panorama para la nota crediticia.

La mira de los inversores también está puesta en las conversaciones entre funcionarios mexicanos y estadounidenses en Washington para evitar la imposición de aranceles a bienes locales anunciados por el presidente Donald Trump.

La moneda cotizaba en 19.7310 por dólar, con una depreciación del 0.80% frente al precio de referencia del miércoles. Previamente, el peso llegó a hundirse un 1.33% a 19.8345 unidades, en operaciones en el exterior.

"Cabe señalar que el peso ha frenado sus pérdidas debido a que hoy continuarán las negociaciones entre funcionarios de ambos países y todavía podría alcanzarse un acuerdo", comentó la economista de Banco Base, Gabriela Siller, en un reporte.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, dijo que espera que su país llegue a un entendimiento el jueves para evitar que Estados Unidos imponga los aranceles.