Los suicidios ocurrieron en el pueblo Zilacayotitlan (Foto: @definohn78)
Los suicidios ocurrieron en el pueblo Zilacayotitlan (Foto: @definohn78)

Un pueblo del municipio de Guerrero, ubicado en la costa mexicana del Pacífico, ha llamado la atención por ser el lugar donde más de una treintena de jóvenes se han suicidado con el mismo método.

La causa de estas muertes que se han registrado en una comunidad indígena del pueblo de Zilacayotitlán, situado en el corazón de la zona de La Montaña, se vende como fertilizante en las tiendas aledañas de la región y el litro cuesta 120 pesos (USD 5.86).

De acuerdo con una investigación realizada por el diario El Universal, los efectos que produce el consumo del herbicida son más letales que el veneno de la víbora de cascabel, una especie muy cómun en aquella zona de Guerrero.

Las víctimas pertenecen a una comunidad indígena de guerrero (Foto: @IsaLP_)
Las víctimas pertenecen a una comunidad indígena de guerrero (Foto: @IsaLP_)

Profesores de la comunidad han hablado con los jóvenes para intentar descubrir qué es lo que está ocurriendo. Las razones apuntan hacia la desintegración, problemas familiares, falta de comunicación y, principalmente, los desamores.

El primer caso que se registró fue el de Florentina, una joven de 29 años que se quitó la vida en abril del 2014. La noticia cayó como un balde de agua fría para los habitantes del pueblo.

Un mes después murió Kenia, una chica de 25 años que tenía dos hijos. Los pobladores no habían asimilado el primer incidente cuando ocurrió este nuevo suceso y aún no sabían lo que les esperaba.

La zona es conocida como La Montaña (@soycomoeltejon)
La zona es conocida como La Montaña (@soycomoeltejon)

En el 2014 ocurrieron tres suicidios más y un año después se repitió la cifra. En ese momento la gente del pueblo empezó a creer que se trataba de una especie de maldición.

Los maestros hablaron con los chicos y sus padres. Se ordenó que todos los que tuvieran el herbicida lo mantuvieran lejos del alcance de los más jóvenes. Sin embargo, en el 2016 volvieron a ocurrir dos suicidios más.

Los padres de Estela, una chica de 17 años, la encontraron cuando estaba agonizando. Supieron que había ingerido el veneno cuando este ya había surtido efecto. Dos meses después un chico de 25 años se quitó la vida del mismo modo.

Cúpula de Zilacayotitlan (Foto: @CamiloC30671311)
Cúpula de Zilacayotitlan (Foto: @CamiloC30671311)

Aunque el Centro de Derechos Humanos Tlachinollan confirmó 29 suicidios en la localidad, los pobladores aseguraron que han ocurrido más casos que no han sido registrados.

Las autoridades del pueblo mencionaron que esto sucede porque el veneno tarda 3 horas en hacer efecto. El tiempo para llegar al Hospital General, el mejor equipado de la zona, es superior a ese lapso. Otra razón es porque los familiares prefieren ahorrarse el trámite para evitar todo el papeleo de las gestiones burocráticas.

Según la investigación del diario, en La Montaña han ocurrido más suicidios con herbicida que en cualquier otra de las siete regiones del estado. Las mujeres que tienen entre 14 y 29 años son las principales víctimas.

El último caso registrado ocurrió el 29 de Octubre de este año. Eufrocina, de 14 años, se mató tras descubrir a su novio con otra chica.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: