Estados Unidos cerró su consulado y prohibió a sus diplomáticos viajar a Playa del Carmen

Ocurre después de la explosión en un ferry y otros eventos violentos en ese balneario de la península de Yucatán
La semana pasada explotó un artefacto explosivo en un ferry amarrado en el puerto de Playa del Carmen con un saldo de 26 heridos

La Embajada de los Estados Unidos en México emitió una alerta que prohíbe a sus empleados viajar a Playa del Carmen, Quintana Roo, y anunció el cierre temporal de su agencia consular en esta región.

En el comunicado que publicó en su página en internet aseguró que "el 7 de marzo, la Embajada en la Ciudad de México recibió información acerca de una amenaza a la seguridad en Playa del Carmen".

Por esa razón, recomendó a los ciudadanos estadounidenses "que sean conscientes de su entorno y tengan precaución; que compren un seguro de viaje que los cubra en México e incluya seguro de evacuación médica, y que se pongan en contacto con la embajada o el consulado más cercano si necesitan ayuda".

Advirtió que la alerta tiene "vigencia inmediata", y que a partir de su publicación "los empleados del gobierno de los Estados Unidos tienen prohibido viajar a Playa del Carmen hasta nuevo aviso".

Informó además que su Agencia Consular en Playa del Carmen permanecerá cerrada hasta nuevo aviso.

Respecto de esta alerta, el gobierno de Quintana Roo aseguró que en todo el estado las actividades turísticas y económicas transcurren de manera normal y que las fuerzas policiacas trabajan día y noche para preservar la tranquilidad de los habitantes y visitantes de Quintana Roo.

Zona de riesgo

Antes de esta prohibición, la embajada ya había emitido otra alerta por la explosión en un ferry de Playa del Carmen, el 21 de febrero pasado. El incidente causó heridas a 25 tripulantes, entre ellos, ciudadanos estadounidenses.

El informe preliminar oficial indicó que una "falla mecánica" provocó el estallido, pero la embajada afirmó que se trató de un artefacto explosivo y prohibió a los empleados de su gobierno usar ferries turísticos en esa ruta hasta nuevo aviso.

Reportes periodísticos informaron que el martes 25 de febrero, dos sujetos que se identificaron como "El Pumba" y "El Tata" hicieron circular una manta con la que se adjudicaron la autoría de la explosión.

"El atentado de los barcos fuimos nosotros y haremos lo mismo en tu casa", es lo que decía el mensaje dirigido a la alcaldesa de Playa del Carmen, Perla Tun Pech. Las autoridades no quisieron informar sobre los hechos.

Luego, el 1 de marzo, un dispositivo explosivo sin detonar fue encontrado en otro ferry turístico que opera entre Cozumel y Playa del Carmen. El gobierno Quintana Roo afirmó que la embarcación llevaba 10 meses sin operar, y que "no representó, ni representa", ningún peligro para los turistas y pasajeros cotidianos.

Ante estos incidentes, la embajada publicó una serie de recomendaciones para sus ciudadanos que visitarían México en las vacaciones de primavera.

Recomendó comprar un seguro de viaje que incluyera seguro de evacuación médica y cuidar lo que bebieran. "Tome de manera responsable y observe su bebida en todo momento", anotó en su comunicado por casos reportados de alcohol adulterado.

Además, pidió a sus ciudadanos que conozcan a sus compañeros de bebida, y que se queden en un grupo de amigos que tengan en cuenta su seguridad cuando estén en clubes, bares, caminando en áreas con poca luz o en un taxi por la noche, y obedezcan la ley mexicana.

La embajada informó que ciudadanos estadounidenses también han denunciado incidentes de violación o agresión sexual, y que los perpetradores pueden apuntar a individuos ebrios o aislados.

Advirtió que la posesión y el uso de drogas, incluida la marihuana medicinal, es ilegal en México y puede dar lugar a una larga sentencia de cárcel, y que el comportamiento ebrio desordenado y orinar en público son ilegales en México.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Últimas noticias

Mas Noticias