Cientos de personas debieron evacuar sus hogares por riesgo a que estos se derrumben tras el terremoto que estremeció este martes a México. Otras, en tanto, directamente se quedaron sin su vivienda, ya que decenas de edificios colapsaron.

Por ese motivo, el gobierno de Ciudad de México abrió varios albergues para las personas afectadas por el sismo de magnitud 7,1 que, al momento de la publicación de esta nota, dejó 149 muertos.

Las autoridades informaron en las redes sociales que en la Plaza de la Constitución, conocida como El Zócalo, se habilitará un albergue y centro de asistencia.

En Iztacalco, en tanto, el centro Leandro Valle, el fraccionamiento Coyuya y la Casa del Adulto Mayor Elena Poniatowska, también brindarán albergue a las personas damnificadas por el devastador terremoto, según consigna El Universal.

En Santa Fé, la Universidad Iberoamericana abrirá sus puertas al público para pasar la noche, si así lo requiere. Estudios Argos, por su parte, hizo lo propio.

El Deportivo La Joya y Villa Olímpica también fueron habilitados para los afectados en Tlalpan.

El sismo se produjo en el límite entre Morelos y Puebla. Los temblores también se sintieron con mucha fuerza en Ciudad de México, Acapulco, Oaxaca, Guadalajara, Colima y Chipancingo.

Las autoridades reportaron que más de 30 edificios colapsaron por el sismo.

Desde hace varias horas los rescatistas y el Ejército mexicano se encuentran buscando sobrevivientes entre los escombros.

LEA MÁS: