“Te voy a aplastar como a una cucaracha”: revelaron supuestos audios de Niurka agrediendo a ex empleada doméstica

La mujer que trabajaba para la polémica vedette dijo que ahora no tiene trabajo y nada de dinero. Tiene una hija y sólo pide que le paguen lo que le corresponde

Niurka se caracteriza por su descaro y su personalidad explosiva (Captura: YouTube Mara Patricia Castañeda)
Niurka se caracteriza por su descaro y su personalidad explosiva (Captura: YouTube Mara Patricia Castañeda)

Sin descanso alguno, Niurka vuelve a dar de qué hablar luego de la publicación de audios donde la también actriz estaría insultando a una mujer de servicio, misma a la que despidió luego de que ésta trabajara durante 15 años en su casa y para su familia.

En entrevista para Chisme No Like!, la ex empleada doméstica, que se identificó como María Inés, explicó que la controversial artista la sacó de su casa por un enojo que tuvo mientras María Inés limpiaba en otra parte de la vivienda. “Me fui a hacer la limpieza de la sala”, explicó. “(Niurka) baja y ve algunos trastes en la cocina y fue en ese momento que se enojó. Me empezó a hablar mal”.

Al tratar de aclarar el malentendido de las obligaciones que María Inés tenía en la casa, aseguró que Niurka le pidió que ya no tocara nada de la vivienda, le dijo que se fuera de ahí y le “tronó los dedos”. Para esto, en uno de los audios filtrados de la bailarina puede escuchársele alterada y furiosa mientras negaba cosas que le hizo a su ex empleada: “No, María Inés. No te troné los dedos, porque yo no sé. (Ningún) análisis de peritaje, o de personalidad, o de psicología va a detectar que yo tenga el hábito de tronar los dedos. O sea que por ese lado también estás bien jod*da”.

La vedette insistió que su empleada doméstica se "despidió sola" (Foto: Archivo)
La vedette insistió que su empleada doméstica se "despidió sola" (Foto: Archivo)

Aunque esta ex-empleada doméstica insistió en que Marcos la despidió y la sacó de su casa, en otro de los audios publicados, Niurka negó tal cosa: “¡Te corriste tú sola! ¡Recogiste las cosas tú sola! Pudiste haberlas dejado ahí. Yo no te dije que recogieras las cosas, yo sólo te dije que iniciaba tu cuarentena, que ya era hora de que te fueras a mantener la distancia como lo establece el gobierno mexicano”.

No obstante, ninguno de los audios anteriores fue tan impactante como uno donde Niurka, sin la más mínima simpatía hacia una empleada que trabajó para ella por mucho tiempo, la amenazó: “No. No te corrí y no tengo por qué demostrárselo a nadie. Y vamos hasta donde tú quieras que lleguemos, mamacita. ¡Porque igual te voy a aplastar como a una cucaracha!”.

María Inés confesó que, en todo el lapso donde fue empleada de la vedette, hubo épocas donde incluso Niurka tuvo dificultades económicas, mismas que la llevaban a retrasar el pago de su empleada hasta por 6 meses. Al preguntarle el motivo por el que no se fue a pesar de las condiciones en las que debía prestar servicio, María Inés respondió que era por “humanidad y por cariño a ella, sobre todo por Emilio (hijo de Niurka)”.

Su antigua empleada sólo le pide que se apiade de ella y todo el tiempo para el que trabajo con su familia (IG: niurka.oficial)
Su antigua empleada sólo le pide que se apiade de ella y todo el tiempo para el que trabajo con su familia (IG: niurka.oficial)

También reconoció que le tiene miedo a Niurka. No sólo porque sabe lo abierta que puede ser con sus opiniones, sino incluso por los trabajos de santería que sabe que su antigua jefa lleva a cabo. Sobre los rituales que hace, María Inés habló de uno: “Ella le llama ‘caldero’, que es una bandeja grande donde empieza a hacer sus trabajos y ella empieza a meter los nombres de las personas”. Incluso aseguró que ha hecho sacrificios de animales para dichos rituales.

Comentó que estos actos de santería que realiza son para cualquiera que le llevara la contraria: “Era para todo tipo de persona que le hiciera algo o le negara algo. Ella decía que tenía que hacer su trabajo para que eso funcionara”. Lo único que le pidió a su antigua empleadora es que “se compadezca de los 15 años que yo le trabajé”.

MÁS SOBRE EL TEMA