Luego de las críticas de la modelo Gisele Bundchen, el presidente Michel Temer archivó el proyecto que autorizaba la explotación de oro en la Amazonia, en una zona de protección ambiental.

En China, donde realiza una visita oficial, el mandatario revocó el decreto presentado el lunes pasado en el que se autorizaba la explotación minera en un área que, además de ser rica oro y hierro, es habitada por pueblos originarios.

Gisele Bundchen calificó como una "vergüenza" esa determinación presidencial que "está subastando nuestra Amazonia, no podemos destruir nuestras áreas protegidas contra la deforestación debido a intereses privados".

El cuestionamiento de la modelo desencadenó una ola de críticas de organismos ambientalistas globales como Greenpeace y WWF, además de la repulsión en Brasil donde 600 mil personas firmaron un petitorio en defensa de la Amazonia. Su militancia, incluso, motivó una presentación ante la Justicia, que el jueves 31 de agosto dejaba en suspenso el decreto.

"Temer da marcha atrás de nuevo, y el ministro de Minas y Energía suspende la extinción" del área de preservación ubicada entre los estados de Pará y Amapá, publicó hoy el diario Folha de Sao Paulo.

El Ministerio de Minas y Energía informó que se abrió un plazo de 120 días para que la situación de la reserva sea discutida con organizaciones ambientalistas, indígenas y representantes de la sociedad civil.

Abrir el debate fue positivo, pues puede permitir que la explotación minera se realice "con inversores que respeten la sustentabilidad ambiental y social" dijo Mauricio Voivodic, director de la filial brasileña de la entidad ecológica WWF.

(Con información de ANSA)

LEA MÁS: