Shantell recibió una gran sorpresa cuando festejaron su cumpleaños 17 en un avión real, el primer deseo cumplido de su lista de sueños, donde la joven anhelaba ser sobrecargo Foto: GoFundMe y American Airlines
Shantell recibió una gran sorpresa cuando festejaron su cumpleaños 17 en un avión real, el primer deseo cumplido de su lista de sueños, donde la joven anhelaba ser sobrecargo Foto: GoFundMe y American Airlines

Shantell "Shannie" Pooser cumplió su primer gran deseo cuando pasó su cumpleaños número 17 el octubre en el trabajo de sus sueños como sobrecargo, ahora su madre abrió una cuenta para que quien quiera pueda apoyar a la joven con síndrome de down a completar su lista, ya que tiene una enfermedad terminal y requiere varias operaciones que la ayuden a mantenerse con vida.

La madre de adolescente, Deanna Miller-Berry, dijo que fue gracias a una amiga que ayudó a cumplir su deseo de trabajar como asistente de vuelo en un avión avión CRJ-900 donde festejaron su cumpleaños 17, ahora su familia quiere que "Princesa", como también le llaman, pueda realizar algunas operaciones y procedimientos médicos que le ayuden con su enfermedad.

La adolescente desarrolló un amor por volar durante los viajes entre su hogar en Carolina del Sur y Ohio. A menudo viaja al Centro Médico del Hospital Infantil de Cincinnati para recibir atención médica que le ha salvado la vida.

Hasta la fecha, Pooser se ha sometido a 30 cirugías. Su familia dice que gastaron más de $ 30,000 de su bolsillo para la atención médica de Pooser entre 2015 y 2018.

Foto: Especial
Foto: Especial

Pooser, que tiene síndrome de Down , está combatiendo una serie de enfermedades traqueales que le hacen casi imposible respirar. Miller-Berry dijo que su hija fue mal diagnosticada durante años hasta que encontró un equipo de médicos que pudieron realizar las pruebas correctas.

"Ella tiene una serie de defectos terminales en las vías respiratorias. Lo que está sucediendo es que tiene una serie de crecimientos desde la cavidad nasal hasta la laringe, lo que hace que se asfixie a diario.  Cuando ella nació, nos despertamos con un bebé azul casi todas las noches sin saber qué estaba pasando ", dijo Miller-Berry.

En 2015, la familia supo que la condición de Pooser era terminal.

"En este momento, está 100 por ciento afectada cuando respira, pero cuando exhala, está afectada en un 87 %. Se sometió a una cirugía en 2016 que al menos salvó su vida, pero sabíamos que los riesgos eran que los crecimientos podrían volver a crecer. Y ahora están creciendo agresivamente ", dijo Miller-Berry.

"En cualquier momento, sus vías respiratorias podrían cerrarse y no volver a abrirse. Así que todos los días vivimos con esa fragilidad", dijo Miller-Berry.

Esa conclusión hizo que Miller-Berry le pidiera a su hija que le hiciera una lista de cosas por hacer.

"Hice una promesa a Dios", dijo Miller-Berry a CBS News. "Le dije: 'Shannie, no importa lo que quieras hacer cuando te mejores, haremos una lista de deseos y haremos que suceda. Si vives lo suficiente donde los médicos pueden curarte al 100 por ciento, yo haré todo lo posible para que tus sueños se hagan realidad".

Aunque la salud de Pooser está mermando, Miller-Berry está haciendo todo lo posible para ayudar a su hija a completar su lista de deseos.

Shantell conoció a Michelle Obama Foto: Facebook
Shantell conoció a Michelle Obama Foto: Facebook

"En las últimas dos semanas, ella dejó de comer y estuvo en el hospital", dice Miller-Berry. "Me da miedo".

Pero ella dice que su hija aún tiene movilidad y le encantaría desafiar a la comediante Ellen DeGeneres a una batalla de baile en su programa. También le gustaría conocer a las cantantes Alicia Keys y Miley Cyrus.

"Quiero celebrar su vida mientras ella todavía está aquí para poder ver la celebración".

En su lista de deseos están encontrar un mejor amigo; aprender a andar en bicicleta; montar una motocicleta; caminar por el escenario en una graduación y obtener un corte de pelo profesional en un salón de belleza, además de costear sus procedimientos médicos.

Pero la atención médica especializada era costosa. Incluso con el seguro de su hija, la familia todavía no tenía suficiente. Miller-Berry, una veterana discapacitada, dice que ella y su esposo han vendido todo lo posible para cubrir las necesidades de atención médica de su hija. En 2015, cuando el seguro de Pooser inicialmente negó el pago por una cirugía que salvó vidas, la familia hizo todo lo posible para recaudar los fondos.

"Vendimos nuestra camioneta. Cortamos el cable, me corto sola el cabello", dijo Miller-Berry a CNN.

Miller-Berry dice que estaba desesperada por salvar a su hija, y que consideraba quitarse la vida para que su familia pudiera acceder a un pago de seguro de vida de un millón de dólares. Fue tan lejos como para escribir cartas a su iglesia y a los miembros de su familia, primero disculpándose por su suicidio y luego instruyéndolos sobre cómo cuidar a su hija en estado crítico.

"(En ese momento) preferiría sacrificar mi propia vida por mi hija pequeña, por una oportunidad para que ella viva. El dinero fue el único factor que le impedia a mi hija vivir", dijo entre lágrimas Miller-Berry. Al final, la compañía de seguros pagó la cirugía.

A medida que la familia de Pooser se prepara para el resultado de la cirugía, su madre espera asegurarse de que la vida de su hija esté al máximo, sin importar cuánto tiempo le quede.

"Quiero que ella sepa lo increíblemente especial que es", dice Miller-Berry. "No por su habilidad especial, sino por quién es ella en general, quiero celebrar su vida ahora".