(iStock)
(iStock)

Este domingo 10 marzo los relojes para las personas que residen o visitan los Estados Unidos tendrán que adelantarse una hora por el inicio del horario de verano.

Este cambio de horario inicia siempre los segundo domingos de marzo. En la actualidad, los nuevos aparatos tecnológicos y teléfonos inteligentes actualizan el cambio automáticamente. Sin embargo, los que tengan relojes análogos tendrán que hacerlo manualmente.

Este domingo, el horario será una hora más corto, por lo que durará 23 horas. Estos cambios de horario se dan, esencialmente, para aprovechar la luz solar y así poder ahorrar energía.

En Estados Unidos esta medida comenzó a utilizarse en 1974, año en el que hubo una fuerte crisis petrolera, y desde Washington buscaban medidas para contrarrestar la crisis energética y aprovechar la luz solar. Canadá siguió el ejemplo al igual que otros países del mundo.

Estados Unidos, sin contar Alaska y Hawaii, tiene cuatro zonas horarias. En cada una de éstas se cambiará la hora cuando el reloj allí marque las 2:00 AM.

El primer se cambio será en la hora Este. Una hora después, será en la zona Central. Luego en la zona conocida como Montaña. Después en la zona Pacífico y, por último, en Alaska.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: