Es la primera vez que el ex presidente se expresa públicamente sobre el cierre parcial del gobierno (Foto: Archivo)
Es la primera vez que el ex presidente se expresa públicamente sobre el cierre parcial del gobierno (Foto: Archivo)

El ex presidente de Estados Unidos, George W. Bush, entregó pizzas a sus agentes del Servicio Secreto, que trabajan sin remuneración debido al cierre parcial del gobierno, y pidió a Washington que ponga fin al impasse de las negociaciones por el financiamiento de un muro en la frontera sur.

En una foto publicada en su cuenta de Instagram, se ve a Bush llevando tres cajas de pizza a un grupo de siete miembros del Servicio Secreto. Justo detrás del ex presidente, se ve a otra persona cargando más cajas para entregarlas al grupo de agentes.

Bush dijo que tanto él como su esposa, Laura, estaban agradecidos por los hombres y mujeres que trabajaban para mantenerlos a salvo, pero que era hora de poner fin al callejón sin salida entre el presidente Donald Trump y los demócratas en el Congreso, 

Esto debido al diferendo presupuestario que afecta los salarios de empleados federales por la negativa del Congreso a darle a Trump los fondos para el muro que prometió construir durante su campaña.

Agradeció tanto al Servicio Secreto como a los "miles de empleados federales que trabajan arduamente por nuestro país sin un cheque de pago", y a todos los ciudadanos que han ayudado para darle un apoyo a estos trabajadores.

"Es hora que los líderes de ambos lados pongan a un lado la política, se unan y terminen este cierre", dijo Bush.

Tanto Bush como su esposa Laura agradecieron el apoyo del Servicio Secreto (Foto: Reuters)
Tanto Bush como su esposa Laura agradecieron el apoyo del Servicio Secreto (Foto: Reuters)

Pero, a casi un mes desde que comenzó el cierre debido al desacuerdo sobre la financiación de un muro a lo largo de la frontera sur, la disputa entre Trump y los líderes demócratas parece haberse vuelto más amarga. En su día 28, el cierre histórico no muestra signos de terminar.

Más de 800.000 empleados federales no han recibido su salario debido al cierre, incluidos cerca de 6.000 empleados del Servicio Secreto, de acuerdo con los procedimientos de cierre del Departamento de Seguridad Nacional.

Esta semana el presidente Trump firmó un proyecto de ley que garantiza el pago retroactivo a los trabajadores federales que fueron suspendidos temporalmente durante el cierre.

El cierre de gobierno está a punto de romper récords y cumplir un mes (Foto: Reuters)
El cierre de gobierno está a punto de romper récords y cumplir un mes (Foto: Reuters)

Los comentarios de Bush, son sus primeros que hace en público sobre el cierre parcial del gobierno estadounidense.

El cierre se desencadenó el mes pasado en medio de un estancamiento entre la Casa Blanca y los legisladores, debido a las demandas de Trump de más millones de dólares para financiar la construcción de un muro en la frontera entre Estados Unidos y México.

Los demócratas se han negado a cumplir con la solicitud de fondos de la Casa Blanca para el muro, mientras que Trump dijo que no firmaría un proyecto de ley de gastos a menos que incluyera más de 5 mil millones para su propuesta de un muro fronterizo.