El video del horror más crudo, sin editar y sin censura, en el corazón del ataque a las Torres Gemelas

Una de las grabaciones clasificadas del ataque del 11-S fue realizada por un periodista que entró al lobby de uno de los rascacielos y, minutos después, grabó cómo se derrumbó y creó una inmensa nube de humo que cubrió todo a su alrededor

Your browser doesn’t support HTML5 video

Un desgarrador video que muestra el momento en que una de las Torres Gemelas se desploma tras el ataque terrorista fue revelado esta semana, a casi 17 años de aquel terrible atentado.

La grabación fue publicada recientemente por una cuenta que difunde los materiales revelados bajo la Ley de Libertad de Información, la cual permite conocer grabaciones clasificadas de las comisiones investigadoras.

Si bien el video había circulado años atrás, esta vez fue subido con máxima definición posible en imagen y sonido. La filmación fue hecha por Mark LaGanga, periodista de la CBS que mantuvo la cámara encendida durante una media hora, luego del impacto de los aviones sobre las torres.

El reportero incluso logró ingresar en el lobby de uno de los edificios, aunque un bombero le advirtió  que no era seguro y que debía irse. Minutos después, quedó claro que había hecho bien en obedecer: pudo captar el momento en que caía una de las estructuras.

Mientras los sobrevivientes huían del lugar, una inmensa nube de polvo se adueñaba de la imagen, tapando por completo la lente de la cámara. Lo último que se ve en esa escena es gente que huye despavorida.

Luego, oscuridad. Y gritos de horror.

A lo largo de tres minutos, voces de socorristas y pedidos de auxilio con la pantalla en negro. "¿Para dónde es la salida?", pregunta alguien, mostrando el total caos del momento, y la imposibilidad de ubicarse. Además, comienza un perturbador sonido: las alarmas de policías que se activan ante 30 minutos de inmovilidad. Una señal de que están atrapados y, probablemente, sin vida.

De pronto, el periodista limpia la cámara y se vuelve a concentrar en la grabación. "¡Colapsó! Los últimos pisos colapsaron sobre los de abajo. Corrí como en un infierno. Tengo 69, pero todavía puedo correr", comentó un empleado, con la camisa y corbata totalmente cubiertos del polvo de los escombros.

Hacia el final del video, pocos pueden declarar. Están en shock o en trabajos de rescate.

Tras el peor ataque terrorista sobre suelo estadounidense en la historia, al final del video se ve a los servicios de emergencia tratando de recoger botellas de agua para asistir a los bomberos más afectados por el polvo que ha entrado en su cuerpo por la boca y la nariz.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Últimas noticias

Mas Noticias